Insurrección sandinista en Managua. Caídos o Mártires de la Batalla de Managua

Insurrección Sandinista en Managua

Caídos o Mártires en los combates de la Batalla de Managua

*Pablo Emilio Barreto Pérez

Ya es conocido que he escrito dos libros sobre la Insurrección Sandinista en Managua y sobre el Repliegue Táctico de Managua a Masaya, más varios artículos extensos en torno a estos mimos temas, ubicados en mi página o Blog en Internet, titulado: Pablo emiliobarreto.tk, el cual se puede abrir por medio de Google.

Además, apoyado directamente por Ramón Cabrales Aráuz, Comandante Guerrillero y de Brigada, secretario ejecutivo de la Asamblea Nacional, desde el año pasado (2013) estoy profundizando sobre la Insurrección y el Repliegue a Masaya, pues mis libros son crónicas muy generales, digamos.

En cambio ahora, por ejemplo, indagando, preguntando entre Combatientes Históricos, familiares y amigos, pude establecer ya, en 2013, que en el Repliegue de Managua a Masaya cayeron 81 hombres y mujeres (todos jóvenes), muchos de ellos desaparecidos. La investigación continúa.

Ya en este año 2014 me metí de lleno a investigar un poco a fondo sobre la Insurrección Sandinista, u Ofensiva Final en Managua, y poco a poco voy poniendo a flote aspectos militares, organizativos, combates, estrategias, tácticas, hechos históricos extraordinarios, sobre numerosos Repliegues internos, masacres, Frentes de Combates, identificación de Jefes Guerrilleros y Combatientes Populares, Hospitales Clandestinos, Casas de Seguridad, Buzones de Armas, los bombardeos aéreos mortales sobre la Ciudad de Managua desde el 11 de junio hasta el 27 de junio en la noche, y lo más importante, la enorme cantidad de hombres y mujeres que con las armas en las manos entregaron sus vidas sagradas   o cayeron por la Liberación total de Nicaragua.

Esta investigación permitió poner a flote, por ejemplo, que nueve personas cuyos nombres estaban colocados en el Monumento a los Héroe y Mártires de Batahola, ubicado en el patio Este de la Asamblea Nacional, en realidad quedaron vivos, es decir, fueron sobrevivientes, no caídos en la Masacre de Batahola. Estos ciudadanos (fueron Combatientes Populares ejemplares) son: Salvador Ramiro García Ramírez, Ervin Sánchez Baltodano, Leonardo Iglesias  Medina, Armando Ibarra González, José Alejandro Díaz Meza, Carlos Alberto Martínez Rayo, Félix Estrada Sandoval, Enrique Martínez Rayo y Antonio Maldonado Medina. Las placas con estos nombres ya fueron retiradas del Monumento mencionado.

García Ramírez, Ibarra González, Díaz Meza, Carlos Alberto Martínez Rayo y Maldonado Medina, por ejemplo, están vivos todavía.

García Ramírez es contador y actualmente da clases en la Universidad de Managua. Ibarra González, uno de los propietarios del antiguo Cine León, sigue siendo timbalero del Conjunto Musical Los Rambler. Díaz Meza es abogado y trabaja como tal actualmente.  Martínez Rayo es mecánico y trabaja en su taller. Maldonado Medina, “La Foca”, ya es jubilado por invalidez.

Leonardo Iglesias Medina, por ejemplo, fue concejal del Frente Sandinista en Managua en el período de Herty Lewites Rodríguez. Ervin Sánchez Baltodano falleció hace 10 años por suicidio. Félix Estrada Sandoval murió cuando se metió a actividades contrarrevolucionarias en la década del 80.

No he terminado la investigación. Sin embargo, juntando listados, recogiendo nombres, la cuenta de muertos o caídos ya va por más de 350. El siguiente paso es que voy a ir Barrio por Barrio de los que estuvieron involucrados en la Insurrección Sandinista o Batalla de Managua para conocer quiénes y cuántos cayeron en combates o masacrados por la Guardia Nacional somocista genocida entre los días cuatro de junio de 1979 y el 19 de julio de 1979.

A continuación presento el listado de que hablo. Repito: la investigación no ha terminado.

 

Masacre de Batahola, 15 de junio de 1979

Listado oficial de la Asamblea Nacional

Arnoldo Real Espinoza, Silvio Porras, Alba Luz Portocarrero, Soraya Hassan Morales,  Allan Álvarez Miranda, Antenor Aguilar,  Carlos Mendoza Montano, Carlos Ortiz, César Vidal Lara Tercero, Denis Argeñal, Eddy Meléndez Morales, Eduardo García,  Eduardo José Argüello Bohórquez, Edwin Gutiérrez, Elías Alfredo Pérez, Enrique Gutiérrez Serrano, Ernesto Cedeño, Fanor Gaitán, Fernando Javier Aguinaga, Francisco Hernández, Francisco Javier Zeledón López, Francisco León Gutiérrez Velásquez, Francisco Rodríguez, Gerardo Omar López, Gustavo González, Horacio José Lorío Hernández, Ignacio Varela, Javier Antonio Martínez  Velásquez, Jorge Corea Briones, Jorge Martínez, Jorge Zapata Borge,   José David Rocha Hernández,   José Domingo Martínez, José Domingo Romero, José Enrique Bermúdez, José Esquivel Acevedo, José Gonzalo Largaespada Martínez, José Isabel Bermúdez, José Peña Gutiérrez, José Rafael Bermúdez, José Ramón Rayo Suárez, Juan Horacio Rivas Rodríguez, Juan Rafael Bermúdez, Juan María Torrez Espinoza,  Julio Loáisiga, Julio Villalta,  Leonel Morales, Linda Graciela Barreto Orozco, Luis Martínez,  Luis Montano, Manuel Espinoza Cabrera, María José Sáenz,  Marta Olivia, Mary José Matus,  Mauricio A. Gutiérrez R., Mauricio Alegría, Mauricio Mayorquín, Miguel José Matus, Miguel Velásquez López,  Nelson Berríos Parra, Noel Padilla Pérez, Orlando Núñez Hernández, Óscar Antonio Gutiérrez Serrano, Osbaldo Enrique López Alegría, Pablo Solórzano, Pedro Antonio Tuckler Rugama, Raúl López Flores, René Gutiérrez,  Reyna Carballo, Ricardo J. Munguía Talavera,  Roberto Díaz Meza,  Roger Benito Martínez, Roger Martínez Abarca, Ronaldo Antonio Velásquez Morales, Rubén Mendoza, Samuel Antonio Medal Ramírez, Samuel Barreto Argüello,  Víctor Manuel Aguirre Mendoza, Wilfredo Juan Rodríguez, Jazmina Bustamante Peña y Zulema Baltodano Marcenaros.

Suman 82 los masacrados por la Guardia Nacional en Batahola.

 

Caídos en combate en San Judas, “Kilocho Sur” y Hacienda Vapor

Gabriel Cardenal Caldera, René Cisneros Vanegas, Douglas Mejía, Roberto Vargas Batres, Ramiro Córdoba, Ángela Largaespada, Miguel Fornos, Luis Salgado, Mario Montenegro, Sebastián Blanco, Rodolfo Blanco, Manuel Guadamuz, Ernesto Hernández, Osbaldo “Cosa de Horno”, Segundo Samayoa, Nelson Vargas, William Espinoza, Manuel Calderón, Francisco Martínez, Henry Guerrero, Rolando Delgadillo, Eduardo Mojica, Freddy Mejía Zapata, Francisco Blanco,  Eduardo Flores, Armando Arce, Franklin Grameño, Carmen, Marta Espinoza, Noel Salinas,  Hermanos Mario y José Santamaría, Freddy Téllez, Donald Cristhian Flores, Manuel Lara, Roberto Alvarado Flores, Julio Peineta, Angélica Lara, Ramiro Martínez, David Casaya, Roberto Álvarez Morales,  Alejandro Jirón, Marcos Morales, Norma Guevara, Marvin Carrión y Marvin García.

Este listado oficial de la Asociación de Combatientes Históricos de San Judas indica que en estos tres sitios cayeron 45 jóvenes (hombres y mujeres).

Médicos asesinados en San Judas por la Guardia Nacional en plena Insurrección: Doctora Erlinda López Osorio, Róger Osorio y José Dolores Fletes. (Suman 48 los caídos en esa Zona Suroccidental)

 

Caídos o masacrados en la Colina 110, el 13 de junio de 1979

Listado todavía incompleto

Marvin “Viejón” Úbeda Acuña, Ernesto “Tito” Sánchez, Carlos “El Monito” Juárez Cruz, Lorenzo “Lencho Calilla” García, Nordia Ester “La Esteliana” Hidalgo, Franklin “El Negro Hogson”, Martín Vargas, Ernesto “Pata de Chicle” Briones, Elizabeth “La Jinotegana” Méndez, Antonio “Chino Cebolla” Acuña Cruz,  Germán “Perro Mocho” Miranda Toledo, Sergio López O., Francisco Javier Cerda, Saturnino “El Mimado” Ortiz,  Ricardo Flores, Gustavo García, Carlos Pérez, Sebastián “El Dormido” Ríos, Antonio Cruz, Carlos Portillo, Víctor “El Pelón” Osorio, Raúl “Marcos” Vivas Quintero, Carlos Tuco, , Ricardo “El Flaco” Flores,  Omar “Judito” Téllez Sánchez,  Leonardo “Julián Cham” López,  José Hildebrando “Shaquespeare” Sancho. Se agrega a este listado  del Barrio “Manuel Fernández”,  Carlos “El Monito” Juárez Cruz, caído el nueve de junio, el día que arrancó la Insurrección Sandinista. Por supuesto, cuenta entre los caídos del Barrio “Manuel Fernández”, el propio Manuel Fernández, uno de los fundadores de la Columna de Combatientes Populares que llevaba su nombre.

Los reportes oficiales indican que en la Colina 110 cayeron 36 hombres y mujeres, jóvenes todos, masacrados por la Guardia Nacional somocista genocida.

Caídos de la  Columna “Perros Negros” del Barrio San José Oriental

Esta Columna de los “Perros Negros” llegó a tener 52 integrantes, los cuales combatieron en los Barrios San José Oriental, Paraisito, “Campo Bruce” (Rigoberto López Pérez), Riguero, Reparto Dorado y en el Puente El Edén.

Iniciaron sus operaciones ejecutando emboscadas relámpagos y arrebatándole armas de guerra a los guardias nacionales.

Una de sus miembros era Marta Lorena López Mojica, esposa de Carlos Alberto “El Sobrino” Dávila Sánchez, asesinados ambos por la GN somocista genocida en “Las Cuatro Esquinas” de la Comarca Las Jaguitas al momento en que iba en marcha el Repliegue Táctico de Managua a Masaya el 28 de junio de 1979, en la madrugada.

Cayeron 38 compañeros del grupo combatiendo heroicamente y son los siguientes:

José Alberto Velásquez                             Sergio Lacayo Membreño                                  Francisco Ortega García

Ricardo Membreño Morales                      Rosa Martínez Ubieta                                        Eberando Godoy

Jorge Luis Orozco García                        Douglania Calero                                             Manuel Sánchez

Denis Alfaro López                                  José Arnoldo Hernández                                    Juan López García

Walter Morales Espinoza                          Bertha Martínez Ramírez                                     Carlos López Gómez

Octavio Sandino Valle                             Sucre  Y Elena Rosales                                        Ángela Delgado Silva

Alfonso Alvarado Rivas                             Azucena Delgadillo Rodríguez                            Genaro Oporta

Francisco Fuertes                                      Moisés Rodríguez                                              Carlos José Ramos Bermúdez

Martha Lorena López Mojica                              Mauricio Briones                                                Ricardo Oviedo Roa

Roberto Hernández                                  Jerónimo Canales                                               Carlos Armando Sevilla

Rolando Martínez                                    Enrique Cortez Solano

Isidro Montes                                         Bolívar Alberto Sequeira

Rafael Lacayo Membreño                         Emilio Andrade González

Julio Lacayo López                                  Antonio Hernández Salmerón

En otra lista de caídos del Barrio San José Oriental, están los siguientes:

Rolando Martínez, Jerónimo Canales, Enrique Cortez Solano,  Emilio Andrade González, Manuel Sánchez, Juan López García, Francisco Ortega, Jorge Luis Orozco, Ricardo “Ché Huesito”  Morales, Rosa Uriarte, Julio Membreño (padre e hijo) y Denis Alfaro.

Según este listado, en el Barrio San José Oriental cayeron 52 Combatientes Populares.

Caídos  en la Zona Oriental-Norte

Colonia Catorce de Septiembre:

José Ángel Benavidez, Jaime Meza, Douglas “Domingo” López Niño, Edwin Rodríguez Guzmán, Rafael “Cabeza de Mapa” Rodríguez Guzmán,  Hermanos Carrillo, Francisco “El Beatle” Hernández Cisne, Óscar “Monky” Aráuz, William “El Negro William” Martínez, Ramón “Sueño” Chavarría, Leonel “El Ojón” Salgado Blanco,  Marcos Carrión, Carlos Blass, Giovany “Choricín” Cárcamo

Bello Horizonte:

Javier Corea Solís, Hermanitos Gina y Pilín, Niño de apellido Poesí

Ducualí: Marcos Antonio “Payo Runga” Solano Sánchez; toda la familia de siete miembros de  doña Angélica González Morales. Les cayó una bomba de mil libras en su casita. Sólo doña Angélica se salvó, quedando enterrada hasta el cuello. La casita fue destruida totalmente, y quedó un cráter por la explosión de la bomba.

El Edén, familia de Walter Mejía Sánchez. Murieron por charneles de rockettes las hermanas (jovencitas) Marta Elena, Ruth del Carmen y Adela Esperanza, y doña Mejía, madre de Walter, padre de las tres muchachas.

Santa Rosa:

Francisco Meza Rojas, Juan Ramón Amador

Diez de Junio: Jackson Jácamo Alvarado

La Fuente: Isidro Centeno

OPEN III (Ciudad Sandino): Adolfo Aguirre Stadthagen

Caídos durante el Repliegue Táctico de Managua a Masaya

Aristeo Benavidez, Carlos Paco Miranda, Marlene Fátima Aguilar Uzaga, Cela Patricia Amador Cisneros, Raúl Areas Chamorro, Manuel Barrantes Miranda, Jorge Antonio Bermúdez García, Eva Margarita Bonilla Zúniga, María Daniela Bravo Medina, Bosco Javier Cáseres Altamirano, Ronald Fisher Ferrufino, Alejandra Emelina Campos Escobar, Raymundo José Canales Baltodano, Irma de Jesús Castellón Cerrato, Pabla Corea Campos, Marta Lucía Corea Solís, Manuel Salvador Cuadra Pérez, Daniel Enrique Chavarría, Ariel Darce Rivera, Carlos Alberto Dávila Sánchez, Marta Lorena López Mojica, Manuel Esteban Flores Oporta,  José Bladimir Fuertes Guadamuz, Mario Ramón Gabuardi Castillo, Carlos Manuel Gómez Sequeira, Óscar Antonio Gutiérrez Serrano, Julio César Juárez Roa, Osbaldo Antonio Largaespada Lagos, Mario Antonio Macías Paredes, Edmundo José Maltez Delgado, José Dolores Maltez Flores, Norman José Maravilla Navas, José Luis Marín Gaitán, Armando Martínez Mora,  Daniel e Hipólito Martínez Guzmán, Rolando José Rivera, José Santos Mayorga Alemán, Domingo Matus Méndez, Felipa Mejía Membreño, Andrés Edgard Mendoza Martínez, Denis Miranda Corrales, Gustavo Elías Morales Mayorga, Ernesto Navarro Jiménez, César José Ortiz Flores, Roger Ortiz Padilla,  Julián de Jesús Palacios Herrera, Juvenal Palacios Morales, Francisco René Polanco Chamagua, Manuel Salvador Reyes Montiel, Ronald Rizo Herrera, Juan Ramón Rizo Villagra, Roger Rodríguez Rivas, Luis Antonio Romero Orozco Freddy Sandoval Cáseres, Francisco Iván Salgado Gómez, Roberto José Sirias Acevedo, Ricardo Sú Aguilar,  Miguel Ángel y Marcos Antonio Tapia Gutiérrez, José Téllez Alvarado, Joaquín Valle Corea y Marta Villanueva Román.

Listado sin biografía de estos otros 17 caídos en el Repliegue a Masaya:

Augusto César Almendárez Telica, Rogelio de Jesús Avilés Pérez, Jacinto Dávila Zeledón, Mauricio Enrique Fajardo Pérez, Luis Noel Hernández Polanco, Carlos Alberto Jarquín Silva, Freddy Arsenio Jiménez Pérez, Valerio Antonio Madriz, Marlene Mena Peña, Denis Gertrudis Muñoz Centeno, María Teresa Orozco Peña, Gerardo Alberto Rocha Lugo, Denis Ruiz Flores, Guillermo Antonio Sáenz Salas, Marcos José Sánchez Zárate, Orlando Talavera Alaniz y Roberto Zamora Loáisiga.

Suman 81 los caídos o masacrados por la Guardia Nacional en durante el Repliegue Táctico de Managua a Masaya, los días 27, 28 y 29 de junio de 1979.

Replegados de Managua, caídos en Masaya y Jinotepe

César Augusto Silva, Walter Mendoza Martínez, Santos Sobalbarro, Danilo Aguirre Aragón, Rolando “Cara Manchada” Orozco Herrera, Justo  Rufino Garay Mejía, Erick Castellón, Martin Ayón.

 

 

 

Publicado en Uncategorized

Doctora en genética molecular Elena Álvarez-Buylla

Los transgénicos son una bomba atómica con vida propia

La doctora en genética molecular Elena Álvarez-Buylla batalla en contra de los cultivos genéticamente modificados: “Somos sujetos de un experimento global, sin control ni consentimiento”, asegura. Este riesgo “sólo se justifica por las ganancias privadas de las grandes corporaciones”, afirma.

RAÚL REJÓN · HOY 11:06
ENTREVISTASMEDIO AMBIENTESALUD

 

 

 0

Fue una bomba. Una prestigiosa revista publicó en septiembre de 2012 un estudio del francés Gilles-Eric Séralini que relacionaba el consumo de maíz transgénico con la formación de tumores. Un año después, la revista que publicó el trabajo le exigió su retirada. Ese desacreditado trabajo ha acentuado las suspicacias sobre las sentencias definitivas a favor o en contra de la modificación genética de semillas. En España las voces discrepantes se relacionan con ambientalistas mientras que los apoyos a esta tecnología se ligan a científicos.

La mexicana Elena Álvarez-Buylla se sale de ese modelo. Y está orgullosa de ello. Doctora en genética molecular y coordinadora del laboratorio de Genética Molecular del Desarrollo de la Universidad Autónoma de México –y con 106 publicaciones científicas a sus espaldas– no esconde su batalla personal contra estos cultivos.

Hay analistas que aseguran que hay un consenso internacional científico sobre los transgénicos, que no existen diferencias entre unos alimentos y otros…

Es totalmente falso que los transgénicos sean iguales a los silvestres. Hay evidencias que indican que, por ejemplo, la soja transgénica es nutricionalmente distinta, además de que la mayoría se rocía con grandes cantidades de glifosato –un agrotóxico– que penetra en las células y es nocivo para la salud. Y nos lo estamos comiendo. Estamos siendo sujetos de un experimento global sin controles y sin consentimiento, el experimento de una tecnología incipiente y a la vez obsoleta que, por razones científicas, tendría que ser suspendida.

¿En qué sentido?

Teniendo en cuenta los datos científicos y el puro sentido común, los organismos transgénicos no pueden ser iguales a los no transgénicos. Es una falsedad asegurar que un organismo puede ser equivalente después de que le introduzcas un solo transgen. Una pequeña perturbación en sistemas complejos, como un ser vivo, tiene consecuencias que no se pueden enumerar. Y mucho menos predecir las consecuencias en las interacciones con otros genes y la síntesis de muchas sustancias. El efecto de un gen (o un transgen) depende no sólo de sí mismo, sino de sus interacciones con otros genes y proteínas, y de la interacción del organismo transgénico con el ambiente.

¿De qué tipo de consecuencias habla?

Hay plantas que presentan moléculas distintas, no asociadas al gen producido sino a otros genes, los que se han alterado a su vez por esta modificación. Pero, además, el maíz o la soja están incorporando a sus células el herbicida al que son resistentes por la modificación genética. El glifosato –está probado– es un teratógeno (que produce malformaciones en el feto) y es posiblemente cancerígeno. Las plantas resisten ese veneno y lo incorporan, por lo que pasa a la cadena alimenticia.

¿También hay consecuencias para el medio ambiente?

Basta con que les vayan a preguntar a los agricultores americanos cuánto se están gastando ahora mismo en controlar las supermalezas que han crecido en las explotaciones de transgénicos que, después de muchos años, se han hecho resistentes al glifosato, al herbicida. Los organismos evolucionan y ya hay variedades de maleza que aguantan los herbicidas. Ahora amenazan con transgénicos que resisten a múltiples agrotóxicos; algunos aún más tóxicos que el glifosato.

Es totalmente falso que no haya diferencias entre un alimento transgénico y otro que no lo es.

¿Por qué defiende que se trata de una tecnología inútil?

La llamo pseudotecnología. Las variedades que comercializan las corporaciones se obtienen por ensayo-error. Es como si al vender un coche dijeran: ‘Prueba este… Ah no, no va. Toma otro’. Se eligen las porciones de ADN que se quieren inocular en la planta y se colocan en diversos puntos de la cadena de ADN. Luego se ve cómo se desarrollan los ejemplares en el laboratorio, qué efecto ha tenido. ¿Cómo se analizan las plantas? A ojo. No con un estudio metabólico exhaustivo que sí podría revelar alteraciones aunque no estén, en teoría, implicadas en el gen que se ha modificado. Porque las redes que hacen interactuar los genes de un organismo son muy complejas. No son corto y pego, y ahí se queda el efecto. Rebotan por donde nadie se imagina.

¿Entonces qué es lo que sale de los laboratorios?

La empresa selecciona lo que quiere en esas condiciones de laboratorio. Desarrolla una línea para vender, la diferente de la silvestre. Pero los genes se mueven en el polen a miles de kilómetros de distancia. Por eso lo que se haga en España afectará a los vecinos. Lo que se hizo en Estados Unidos ya contaminó el centro de origen del maíz mundial, que está en México. El polen viaja y hace germinar con su gen transgénico.

El contexto alrededor y las interacciones de esas plantas son ya diferentes. Con lo que las plantas que contengan el gen modificado por la empresa ya no serán como cuando se han producido en el laboratorio. Las hijas de esa planta llevarán ese transgen. Se irán acumulando transgenes. Está demostrado que no se pueden parar y controlar. Los transgenes se mueven y se acumulan en las razas nativas de los cultivos.

Tal y como usted lo plantea, es una ‘contaminación’ imparable.

La propia industria ha reconocido que lo poderoso de esta tecnología es que se va a implantar sin esfuerzo y cuando la gente se dé cuenta ya no va haber nada que hacer. Las secuencias genéticas patentadas se acaban acumulando en los cultivos originales. Y entonces, las empresas podrían hasta demandar a esos agricultores por utilizar una variedad sobre la que tienen una patente de exclusividad. Aunque sea el maíz nativo que esté contaminado.

De hecho, cuando se compra semilla transgénica estás obligado a destruir lo que no utilices en la cosecha. El único que tiene derechos sobre la reproducción de vegetal de esa semilla es la corporación. No se puede ni utilizar las semillas obtenidas con la cosecha.

¿Usted asegura que se asumen riesgos sólo para favorecer el negocio?

Claro. La gente está siendo sujeta a este riesgo público a favor de las ganancias privadas. Porque eso es lo único que hay detrás, de verdad. Existe por razones de lucro. ¿Queremos tirar la bomba atómica a ver qué pasa? Esto es una bomba atómica pero con vida propia. Es una contaminación que va a tener su propia dinámica evolutiva y a los responsables de este crimen contra la humanidad no se les va a poder pedir cuentas.

¿Por qué?

Pues de entrada porque no se está etiquetando en la mayoría de los países latinoamericanos ( Nota: En Europa sí en el caso de que sea para alimento humano directo, aunque el 100% de los piensos están etiquetados como transgénicos porque hay tanto maíz importado –la mayoría transgénico– que los fabricantes han optado por decir que todo es transgénico).

Estamos en un mundo al revés donde la ciencia dominante, la ciencia del reduccionismo, muy obsoleta en el contexto actual pero con mucho poder económico, está validando con un traje falso en términos científicos una tecnología peligrosa y ambientalmente insustentable.

¿Usted niega los efectos beneficiosos de los transgénicos para aliviar el hambre en el mundo?

La realidad son grandes extensiones de soja transgénica resistente a glifosato. Grandes explotaciones de monocultivo. No hay que desenfocar. No hay que dejarse llevar por ese engaño. Por ejemplo, el arroz dorado que se ha introducido en Asia con un gen para dotarle de una vitamina de la que son deficientes los niños y que provoca ceguera. ¡Pero los niños son deficientes en esa vitamina porque no comen! Y para solventar la deficiencia tendrían que comer kilos de arroz dorado. Eso es irreal. Mejor unas verduritas. Desde un punto de vista tecnológico, científico y social se necesita solventar el problema de reparto de alimentos, no cultivar el arroz dorado que es sólo para hacer propaganda a favor de los transgénicos.

Son muchas las voces que defienden que es una tecnología extendida y eficiente.

Existe un mito conveniente: si ya están en todos los lados, y no hay remedio, ya no podemos hacer nada. Desde el punto de vista de resolución de los problemas agrícolas del mundo, los transgénicos han aportado cero. Los han empeorado. Si es una tecnología que no resuelve los verdaderos problemas y tiene riesgos…. ¿para qué se apoya? El que cada vez se coma más comida chatarra no quiere decir que sea buena.

¿Por qué hay cultivos modificados genéticamente y otros en los que esta tecnología no se aplica?

Por el negocio. Que está en la soja y el maíz. Existen transgénicos de arroz, pero los japoneses están cuidándolo muchísimo para que no se extienda porque es la base de su alimentación. También hay berenjena, tomate… pero el negocio está en la soja y el maíz.

¿Y el trigo?

Que no haya trigo transgénico es uno de los argumentos que demuestran que sí se sabe que hay consecuencias con estos cultivos. ¿Dónde se come trigo? En Estados Unidos, Europa y Canadá. ¿Dónde está la gente más rica? El trigo está muy cuidado. Sería facilísimo modificarlo pero la gente del Primer Mundo no está dispuesta a tener en su mesa trigo transgénico todos los días. Sí que en los laboratorios lo modifican en experimentos… pero como propaganda. Está protegidísimo. Y claro que hay problemas de plagas y demás con el trigo pero se resuelven de manera más inteligente que con transgénicos. (En Chile Saprosem vende trigo modificado)

España se ha quedado sola en el mundo de los transgénicos en Europa. ¿Tiene explicación?

Las empresas tienen mucha influencia con los gobiernos pero las poblaciones de Alemania, Francia o Gran Bretaña tienen un rechazo público muy fuerte a los transgénicos…. ¿y dónde se mantiene el acuerdo de negocio sin motivo tecnológico o humanitario? En España.

Raúl RejónELDIARIO.es

 

Minientrada | Publicado el por

Ruta Histórica del Repliegue Táctico de Managua a Masaya

Repliegue Táctico de Managua a Masaya

 Ruta Histórica del Repliegue a Masaya los días 27, 28 y 29 de junio de 1979

*Aquí está descrito el camino original, o ruta, del Repliegue a Masaya los días  27, 28 y 29 de junio de 1979.

*Más de  80 Jefes Guerrilleros y Combatientes Populares (hombres y mujeres) cayeron masacrados por el régimen somocista en esa ruta de 27 kilómetros. Decena de cadáveres desaparecieron.

*Entre seis mil y siete mil managuas  participaron en esta gesta militar revolucionaria heroica y audaz  para salvar a la masa de combatientes capitalinos; para ir a reforzar la liberación de Masaya y Diriamba, marchar resueltamente  al asalto y liberación de  Jinotepe, San Marcos, Pueblos Blancos y Granada, y regresar  en ofensiva con el Triunfo de la Revolución Sandinista el 19 de julio de 1979.

(El texto que sigue a continuación fue extraído de la tercera edición de “Un Pueblo en Armas”,  del Comandante Carlos Núñez Téllez, el jefe principal de la Insurrección Sandinista en Managua y del Repliegue a Masaya.  Pablo Emilio Barreto Pérez  profundizó una investigación sobre los caídos en esa Ruta Original, y de ese modo se estableció que los muertos fueron más de 80, cuyas biografías breves aparecen entre las páginas 167 y 276 de este libro. También fue elaborado un mapa sobre esa Ruta Original.  Se publican parte de las fotos originales tomadas por Barreto Pérez a los replegados, en esa Ruta Original).

Al anochecer del 27 de junio de 1979, se inició en los barrios orientales de Managua y de la Carretera Norte, un hecho sin precedente en la historia de Nicaragua, el Repliegue Táctico a Masaya.

La Insurrección, u Ofensiva Final, había iniciado en Managua el 8 de junio en los barrios occidentales de Acahualinca a Torres Molina, y el 9 de junio en los barrios orientales y del Norte capitalino. El plan inicial era sostener una lucha generalizada en toda la ciudad capital, lo más posible de días, tratando de evitar que el régimen somocista abasteciera y reforzara con tropas a los departamentos, donde la población se había insurreccionado bajo la conducción del FSLN. Se daban combates y emboscadas a pesar de los criminales bombardeos contra la población civil.

El Frente Interno estaba organizado en un Estado Mayor General, compuesto por los comandantes Carlos Núñez Téllez, Joaquín Cuadra lacayo y William Ramírez Solórzano. El Estado Mayor de Managua, integrado por los comandantes Mónica Baltodano Marcenaros, Osbaldo Lacayo Gabuardi y Raúl Venerio Plazaola.

Las fuerzas guerrilleras y los combatientes populares se organizaron bajo el mando de los comandantes Walter Ferrety, Marcos Somarriba, Rolando Orozco, Ramón Cabrales, Javier López, Cesar Augusto Silva, Marcos Largaespada, Roger Cabezas, William Antonio Pascassio, Eduardo Cuadra Ferrey,  Edgard Guerrero,  Jorge Roustan Reyes, Claudio Picasso Ardit,  Sergio Gómez, César Largaespada,William Montalván, Víctor Boitano Coleman, Francisco “Chico Garand” Guzmán Fonseca, entre otros. La Comisión Política la formaban Julio López Campos, Marcos Valle, Glenda Monterrey, Lea Guido y Moisés Hassan Morales, futuro miembro de la Junta de Gobierno de Reconstrucción Nacional.

Entre otros combatientes, se distinguieron: Walter Mendoza,  Carlos Duarte, Oscar Lino Paz Cubas, Justo Rufino Garay Mejía, Alejandro “Huesito” Mairena Obando, Aristeo Benavides, Erick Castellón, Martín Castellón Ayón, Elizabeth Pinell, Isabel Castillo, Ligia Alemán.

Pasado el tiempo calculado para resistir, una semana, los objetivos se habían cumplido. Sin embargo, el enemigo comenzaba a recuperar algunos barrios estratégicos. Los otros frentes guerrilleros no avanzaban hacia Managua. Se sentía el agotamiento físico. Se había logrado en pocos días altos niveles organizativos en la población, desarrollo político-militar, crear una milicia disciplinada y combativa.

Reunidos los principales responsables de la Insurrección, se acordó partir hacia Masaya con los guerrilleros organizados en el FSLN, las milicias, integrantes de los Comités de Defensa Civil (CDC), los heridos y los pobladores que quisieran acompañarles. Pocos conocían el plan del Repliegue. Miles se movilizaron sin saber el destino, ni las razones para abandonar Managua. Muchos lloraron sin conocer, ni entender tal decisión.

Según el plan relatado, en su obra “Un Pueblo en Armas”, por el comandante Carlos Núñez Téllez, la marcha se dividía en tres columnas. Una, la vanguardia, que comprendía combatientes, población civil y heridos de la colonia Nicarao, 14 de Septiembre, Santa Julia, Don Bosco, Luis Somoza (ahora 10 de Junio), San Rafael y Rubenia, a cargo de los comandantes Joaquín Cuadra Lacayo, William Ramírez Solórzano y Raúl Venerio Plazaola.

Las otras dos columnas, con la misma composición, serían la del centro, con provenientes de los barrios Ducualí, El Paraisito, El Dorado, María Auxiliadora, bajo la responsabilidad de los comandantes Carlos Núñez Téllez, Osbaldo Lacayo Gabuardi  y Walter Ferrety, con la Unidad Móvil en la vanguardia.

La tercera, la retaguardia, con pobladores de Bello Horizonte, la Salvadorita (ahora Cristian Pérez Leiva), barrio Blandón, Santa Rosa y los combatientes de la carretera norte, dirigida por la comandante Mónica Baltodano Marcenaros y los comandantes Ramón Cabrales Aráuz, Marcos Somarriba García y Rolando “Cara Manchada” Orozco.

Se calculó que en la marcha irían unas tres mil quinientas personas, incluyendo unos doscientos heridos. El punto de concentración fue la Calle de la Clínica Don Bosco, en el barrio Santa Bárbara (hoy Venezuela), donde comenzaron a llegar de todos los barrios orientales y de la carretera norte hasta formar una gigantesca columna que avanzó hacia el tope Este de la gasolinera San Rafael, actualmente el sitio es ocupado por la Cooperativa de Transporte Urbano Unitario. A la par queda una gasolinera de PETRONIC.

En esa esquina  dobló hacia el sur, llegando donde antes quedaba la Farmacia González, ahora una casa de habitación, frente al semáforo noreste de la Colonia Nicarao. Allí estaba una gigantesca barricada que atravesaba la calle. Continuó la marcha, pasó el semáforo de Rubenia, donde había una gran barricada. Eran alrededor de las once de la noche. La columna aumentaba a medida que avanzaba. Un buen número llegó proveniente del puente El Edén.

Tomó la pista a Sabana Grande. Una cuadra al este del semáforo,  dobló en la esquina de la Ferretería Munfer, enfilándose sobre la avenida (conocida como calle), principal de la Colonia 14 de Septiembre. Avanzó unos diez callejones hasta llegar a la calle que atraviesa la colonia de oeste a este, luego a un tope sobre la avenida principal. Después de nueve calles y callejones arribó a un cauce que hacía de tope montoso, ahora es una prolongación de la avenida o calle principal, doblando hacia el este una cuadra, donde está el tanque que daba servicio de agua potable a la comunidad.

En las inmediaciones del tanque, la marcha se introdujo en el cauce que entonces no era revestido. La columna superaba las seis mil personas. La trayectoria por el cauce de casi un kilómetro y medio fue dura y dificultosa por el monte y el lodo, agravada por los heridos que eran trasladados en camillas improvisadas. Pasaron cerca de la Fábrica de Baterías Hasbani, donde estaba un contingente de la G.N. Aquí después estuvo la empresa estatal FANABASA, ahora está el “Centro Cristiano el Nuevo Pacto”.

La marcha avanzó hasta donde quedaba el tanque rojo, un punto que era de referencia al sureste del Reparto Schick Gutiérrez. Actualmente está la iglesia Palabra Viva.  En este sector, cuando ya había pasado el repliegue, apenas amaneció, patrullas de la G.N, iniciaron un operativo, capturando personas sospechosas de haber colaborado o participado en la marcha. Los detenidos fueron torturados, asesinados y la mayoría de los cuerpos desaparecidos, apenas se logró rescatar los cadáveres destrozados de Manuel Esteban Flores Oporta y Domingo Matus Méndez.

Hicieron desaparecer los cuerpos de Manuel Salvador Cuadra Pérez, Mario Ramón Gabuardi Castillo, Oscar Antonio Gutiérrez Serrano, Osbaldo Antonio Largaespada Lagos, Marcos Antonio Macías Paredes, José Luis Marín Gaitán, José Santos Mayorga Alemán, Juvenal Palacios Morales, Francisco René Polanco Chamagua, Joaquín Valle Corea. Para entonces el Reparto Schick Gutiérrez era despoblado, con grandes predios vacíos, donde llegaban a botar los cuerpos de ciudadanos asesinados por el régimen somocista.

En su marcha, la columna había pasado al noreste del cine Ideal, un punto de referencia en ese sector, ahora cerrado. Hacia el este hay una escuela que se llama Filemón Rivera Quintero, antes Hope Portocarrero de Somoza. Debido a la presencia de un puesto G.N, el repliegue tomó en dirección este para dirigirse al Camino Viejo a Las Jaguitas, entonces casi intransitable por el lodo y las grandes correntadas, ahora está asfaltado. A lo largo hay varios repartos habitacionales.

El 28 de junio, a las tres y media de la mañana,  la marcha llegó a las Cuatro Esquinas. El orden establecido de las tres columnas se había perdido. Había mucha dispersión y los responsables originales estaban en diferentes sitios. El traslado de los heridos se volvió difícil, se dieron casos dramáticos. Carlos Alberto Dávila Sánchez, más conocido como “El Sobrino”, iba en grave estado, su peso de trescientas libras no permitía avanzar. Se llegó a un acuerdo de que se quedaría donde unos amigos, junto con su compañera de vida, Marta Lorena López Mojica. Esa misma mañana del 28 fueron capturados y asesinados en el Camino al Río, donde ahora está una escuela dedicada a la memoria de ella, frente a la terminal de buses de la ruta 118.

La marcha avanzaba. Pasó las Cuatro Esquinas de las Enramadas, donde se bifurca el camino hacia el barrio Los Vanegas. Poco antes de llegar al lugar llamado Valle Gottel o Cruce de Caminos de Veracruz, el grueso del Repliegue chocó casualmente con una patrulla de la G.N. Se produjo un tiroteo nutrido y rápido, los militares somocistas se retiraron abandonando un camión con una ametralladora calibre 50. Se lamentó la caída de Aristeo Benavides, Carlos “Paco” Miranda y Juan Ramón Rizo Villagra. Se perdió el tiempo calculado para llegar a Masaya que era de 12 horas, o sea estar en la Ciudad de las Flores a más tardar a las ocho de la mañana del día 28.

El repliegue se reordenó en el Cruce de Veracruz, a las siete de la mañana. Un grupo logró posesionarse de varios vehículos y llegar a Masaya como a las ocho de la mañana. El grueso de la marcha continuó sobre el camino que conduce hacia Piedra Menuda y Buena Vista. En ese tiempo no habían muchos árboles, allí el periodista Pablo Emilio Barreto Pérez tomó las fotografías, donde aparecen, entre otros, el comandante William Ramírez y Moisés Hassan Morales. (Barreto también hizo fotos dramáticas de caídos y heridos en “Piedra Quemada”).

Llegaron al cruce de caminos que van uno hacia Veracruz, Sabana Grande y Cofradías. El otro en dirección a la carretera de Managua a Masaya. Cuando iban pasando por la comarca de Piedra Menuda, alrededor de las 10 y 30 de la mañana se comenzó a escuchar ruido de aviones que sobrevolaban el lugar. Pasaron la comunidad de Buena Vista. En el Cruce Real de Caminos, la columna tomó tres diferentes callejones. Comenzó el bombardeo pasadas las once de la mañana.

Se llegó a la carretera, entre el kilómetro 21 y el 22 ½, en el lugar conocido como Piedra Quemada. Era el mediodía del día 28. La columna que encabezaba el comandante Carlos Núñez Téllez salió cerca de la antigua entrada al Parque Nacional Volcán Masaya. Aviones y helicópteros, lanzaban bombas, rockets y disparaban con ametralladoras calibre 50. Una verdadera acción genocida que causó la muerte de más de ochenta personas, en su mayoría jóvenes, hombres y mujeres.

Fue impresionante ver cómo los cuerpos caían destrozados. Algunos casi partidos por la mitad. No había donde refugiarse. Escasa vegetación y la piedra volcánica hicieron difícil que se encontrara dónde protegerse. De todas estas víctimas, parte de los restos se pudieron recuperar después del triunfo de la Revolución, otros desaparecieron, hubo quiénes murieron y nunca se supo su identidad. Pudieron ser rescatados los de  Marlene Fátima Aguilar Uzaga, Cela Patricia Amador Cisneros, Manuel Barrantes Miranda.

Bladimir Fuertes Guadamuz, Norman José Maravilla Navas, Armando Martínez Mora, Felipa Mejía Membreño, Roger Ortiz Padilla, Julián de Jesús Palacios Herrera, Ronald Rizo Huerta, Francisco Iván Salgado Gómez, Ricardo Su Aguilar, José Téllez Alvarado, Marta Villanueva Román. Fue dramático y conmovedor el caso del joven matrimonio, formado por Ronald Fisher Ferrufino y Alejandra Emelina Campos Escobar, se conocieron en la lucha de liberación, combatieron juntos y cayeron al mismo tiempo. Los charneles destrozaron también al ser que llevaba ella en su vientre.

Los restos que nunca fueron encontrados son los de Carlos José Alvarado Aragón, Eva Margarita Bonilla Zúñiga, María Daniela Bravo Medina, Bosco Javier Cáceres Altamirano, Pabla Corea Campos, Daniel Enrique Chavarría, Julio César Juárez Roa, José Dolores Maltez Flores, Edmundo José Maltez Delgado,  Hipólito Martínez Guzmán, Rolando José Martínez Rivera, Andrés Edgard Mendoza Martínez, Denis Miranda Corrales, César José Ortiz Flores, Manuel Salvador Reyes Montiel, Roger Rodríguez Rivas, Roberto José Sirias Acevedo, Miguel Ángel y Marco Antonio Tapia Gutiérrez.

En 1772, el volcán Masaya hizo erupción, lanzando piedras incandescentes, una enorme corriente de lava cubrió varios kilómetros hacia el Norte. Cuando se enfrió quedó el terreno con filosas piedras. Al construirse la carretera a Masaya, el terreno fue partido, al suroeste lo que se convirtió en el Parque Nacional Volcán Masaya, al noreste, paralelo a la carretera, la llamada “Piedra Quemada”. Fue aquí, entre el kilómetro 21 y el 22 ½ que se produjo la masacre.

Para entonces, en 1979, habían pocas casas. Se circulaba por caminos carreteros. Ahora por ese sitio pasan diariamente miles de vehículos. Es posible, al ver tanta construcción, sin que haya ningún letrero o monumento, que la mayoría de los viajeros no se puedan imaginar que allí en un trecho de unos 750 metros quedaron más de ochenta cuerpos destrozados en dirección a Masaya. Una parte fue sepultada en pequeñas oquedades,  cubiertos de piedra volcánica, arena y ramas. Muchos restos nunca fueron localizados. Abonaron el árbol de la libertad en ese agreste terreno.

El bombardeo provocó mayor dispersión. Pasadas las dos de la tarde, el grueso de la marcha tomó el Camino Viejo a Nindirí, por el kilómetro 22 1/2. Sigue el ataque aéreo a lo largo del trayecto de unos cuatro kilómetros y medio. Perecen Jorge Antonio Bermúdez García, Gustavo Elías Morales Mayorga y Marta Lucía Corea Solis, una popular combatiente que desde entonces está sepultada en la parte trasera de la Iglesia de Nindirí.

Estando ya en el casco urbano de la ciudad, nuevamente son atacados. Muere Raymundo José Canales Baltodano e Irma de Jesús Castellón Cerrato, una víctima circunstancial, pues los charneles la impactaron estando en el patio de su casa, al este de la iglesia. Continuó la marcha y llega frente a la entrada a Masaya conocida como Camino de Diligencias. Son atacados desde la fortaleza del Cerro El Coyotepe y perecen Ariel Darce Rivera, Raúl Areas Chamorro, Carlos Manuel Gómez Sequeira.

La mayoría se introduce en un terreno montoso frente a la gasolinera Esso, ahora Puma y continúa en el borde de la laguna de Masaya, por el Este. Son como las seis y treinta de la tarde. Pasan por el reparto San Carlos, a orillas de barrancos profundos y de los llamados bajaderos, hasta entrar por las calles que atraviesan la ciudad de norte a sur para llegar al colegio Salesiano Don Bosco y el barrio Monimbó, después de la una de la mañana del 29. Antes, otro grupo, intentó pasar por el camino cerca del cerro La Barranca, les dispararon y muere Luis Antonio Romero Orozco. Habían sido trasladados a Masaya, en grave estado, Ernesto Navarro Jiménez y Freddy Sandoval Cáceres, pero fallecieron llegando al hospital.

El comandante Carlos Núñez Téllez con su columna calculada en quinientos miembros, ante el bombardeo, decidió que se ocultaran bajo la arboleda de la antigua entrada al volcán. Allí permanecieron hasta que cerca de las cinco de la tarde comenzó a llover y los medios aéreos se retiraron, aprovechando para internarse en los terrenos del parque, pasando por el plantel del entonces Departamento de Carreteras, ahora sólo un terreno plano, sin árboles.

Llegaron al lugar conocido como Sendero de los Coyotes que lleva a la laguna de Masaya. Bordearon en dirección suroeste, pasaron Venecia, jurisdicción de Masatepe. Siguieron el viejo camino carretero que pasa por el bajadero de Nandasmo, siempre en dirección suroeste,  y luego entraron a Masaya por el bajadero de Cailagua, en el barrio Monimbó, aproximadamente a las dos de la madrugada del día 29 de junio de 1979.

Después del triunfo revolucionario fue dramático ver a muchas personas, hombres y mujeres de edad, padres de los desaparecidos (as), escarbar las rocas, explorar el terreno a todo lo largo y ancho de la Piedra Quemada, a la entrada antigua al volcán Masaya, en busca de los restos de sus hijos e hijas. Se encontraron con restos que no fueron identificados. Brigadas enteras vinieron de los barrios, en especial los orientales, con la esperanza de encontrar al compañero (a), de lucha. Por meses la búsqueda continuó. Todo fue en vano. Quedaron reportados como desaparecidos en el Repliegue Táctico de Managua a Masaya.

Minientrada | Publicado el por | 1 Comentario

Cuba socialista: se consolida recambio generacional en gobierno cubano. También se consolidan “políticas de cuadros” del Partido Comunista Cubano

Cuba socialista: Se consolida recambio generacional en gobierno cubano

También se consolidan “políticas de cuadros” del Partido Comunista Cubano

por ADMIN en out 9, 2013  19:54Sin Comentarios

Ivet González*

*Rostros más jóvenes aparecen en altos cargos del gobierno y del Partido Comunista de Cuba (PCC), único legal en este país, muestra de que se consolida el relevo de la generación que lideró la Revolución.

“La alta política debe asumir un necesario traspaso generacional, pero, salvo excepciones, no existe (en este país) un liderazgo juvenil reconocido”, comentó a IPS el politólogo Hiram Hernández. Se trata de una “contradicción públicamente reconocida”, añadió.

El propio presidente Raúl Castro ha indicado la importancia de actualizar y reencauzar la llamada “política de cuadros”, es decir el proceso de preparación de dirigentes, como parte de las reformas lanzadas en 2008.

“Está en marcha el proceso de transferencia paulatina y ordenada a las nuevas generaciones de las principales responsabilidades de dirección en la nación”, reiteró Raúl Castro en su discurso de celebración este viernes 26 del Día de la Rebeldía Nacional.

Este traspaso sucede “con tranquilidad y serena confianza”, enfatizó el mandatario en el acto central por el 60 aniversario del fallido intento de un grupo de jóvenes, liderados por Fidel Castro, de apoderarse de los cuarteles Moncada, en Santiago de Cuba, y Carlos Manuel de Céspedes, en Bayamo, para iniciar por la región oriental la lucha contra el dictador Fulgencio Batista (1901-1973).

Cada 26 de julio se celebra un acto recordatorio, al que asistieron esta vez gobernantes de varios países de América Latina y el Caribe:  los presidentes Evo Morales, de Bolivia, Daniel Ortega, de Nicaragua, José Mujica, de Uruguay, y Nicolás Maduro, de Venezuela, y los primeros ministros Roosevelt  Skerrit, de Dominica, y Winston Baldwin Spencer, de Antigua y Barbuda.

“Más de 70 por ciento de los cubanos nacieron después del triunfo de la Revolución”, el 1 de enero de 1959,  recordó Raúl Castro en su alocución.

Desde comienzos de este mes, los relevos fueron más evidentes cuando el Comité Central del PCC acordó la salida de integrantes veteranos, como Ricardo Alarcón, de 76 años y quien presidió el parlamento hasta febrero, José Miguel Miyar Barruecos, de 80, y Orlando Lugo, de 78 años, entre otros.

Ascendieron a la dirección partidaria 11 políticos, con edades de entre 35 y 50 años, como Félix González Viego, presidente de la Asociación Nacional de Agricultores Pequeños, Gladys Martínez Verdecia, presidenta del PCC en la occidental provincia de Pinar del Río, y Rogelio Polanco Fuentes, embajador de Cuba en Venezuela.

La más joven adquisición del Comité Central fue Yuniasky Crespo Baquero, de 35 años, quien se desempeña en la actualidad como primera secretaria de la Unión de Jóvenes Comunistas.

Las últimas elecciones generales de febrero permitieron conformar un parlamento más rejuvenecido, pues 14,5 por ciento de sus integrantes tienen entre 17 y 35 años. Con esto y la entrada de representantes de la generación intermedia, la edad promedio de ese cuerpo legislativo bajó a 48 años.

Sin embargo, la incorporación a la vida política de la población entre 17 y 35 años continúa siendo un reto para el relevo generacional de la dirigencia.

“A los jóvenes se les tomó durante décadas como masa solo útiles para ejecutar lo decidido en instancias ajenas a ellos mismos”, explicó Hernández, de 39 años. “Por diversas razones no se crearon los mecanismos políticos e institucionales para la necesaria renovación”, amplió.

Para Hernández, “una buena parte de los problemas que ahora afronta el país guarda relación con ese déficit sistémico”.

“La despolitización, la frivolidad y el individualismo son valores hegemónicos muy difíciles de subvertir”, apuntó en referencia a factores que frenan la participación política juvenil.

Pero frente a la idea de que las juventudes actuales son más apolíticas, María Isabel Domínguez, del estatal Centro de Investigaciones Psicológicas y Sociológicas (CIPS), revela que este segmento etario apuesta por “formas de participación y prácticas políticas” más diversas que las tradicionales.

Organizaciones no gubernamentales, proyectos comunitarios y grupos informales y no estructurados alrededor de intereses culturales y recreativos atraen a la gente de menos edad en Cuba, indica Domínguez en el artículo “Juventud, participación y prácticas políticas en América Latina”.

“Tenemos otra manera de ver la vida, expresarnos y actuar, que muchas veces no es tomada en cuenta”, explicó a IPS una profesional de 25 años, cuyo nombre prefiere mantener bajo reserva.

“Los jóvenes no participamos más porque no nos sentimos representados”, opinó esta profesora, que no milita en organizaciones políticas.

Al finalizar 2010, las personas menores de 35 años representaban 26,2 por ciento de los 11,2 millones de habitantes de este país caribeño, según el Informe de Cuba al Examen Periódico Universal del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, presentado en abril.

Este panorama se repite en América Latina y el Caribe, donde más de 26 por ciento de la población tiene entre 15 y 29 años, según el Programa para el Desarrollo de las Naciones Unidas.

Un estudio realizado en 2012 por la investigadora colombiana Liliana Galindo arrojó que, en las ciudades de Bogotá y São Paulo, este sector de población se integra a “formas de acción juvenil colectiva que no se inscriben en ninguna estructura formalmente reconocida”, como organizaciones no gubernamentales y otras institucionales.

El activismo y la movilización a través de las redes sociales e Internet constituye una práctica frecuente de la franja joven, aunque existen brechas en el acceso a las nuevas tecnologías, según la investigación

*IPS de La Habana para Diálogos del Sur

Noticia Anterior Pilar González Vigil vuela en su rompecabezas

¿Qué te parece?

Publicado en Uncategorized

Salvador Allende Goussen (1908-1973), biografía breve

Salvador Allende (1908 – 1973), biografía breve

Salvador Allende nació el 26 de junio de 1908 en Valparaíso, aunque sus primeros años transcurrieron en Tacna, ciudad en cuyo liceo aprendió las primeras letras. Los años de infancia coincidieron con la incubación de profundos problemas económico-sociales, marco bajo cuyas condiciones creció y estudió.

En 1918 su padre decidió enviarlo a Santiago, al Instituto Nacional. Años más tarde, cursando el 4° año de humanidades, el joven Salvador Allende escuchó hablar de un suceso destinado a transformar el mundo: la Revolución de Octubre. En el acto se abrieron profundas interrogantes y sería un maestro ebanista, perteneciente a la cultura de los anarquistas, llamado Juan Demarchi quien lo introduciría en los problemas de la “cuestión social”.

Tras el servicio militar ingresó a la universidad, donde pronto se transformó en líder. Asumió la presidencia del Centro de Alumnos de Medicina y la vicepresidencia de la FECH, situación que coincidió con un conflictivo cuadro histórico, caracterizado por el fin de una fase dorada, basada en los beneficios del excedente salitrero y por un agudo conflicto en todas las áreas de la sociedad, período tenso y convulso que culminó con la irrupción de los militares y la posterior dictadura de Carlos Ibáñez del Campo (1927-1931).

El surgimiento de un líder

A principios de la década del treinta, tras sucesivas manifestaciones populares que estremecieron al país, cayó el régimen. Allende asumió a cabalidad sus responsabilidades como dirigente estudiantil y poco después apoyó activamente el episodio de la República Socialista (1932), actitud que le costó la comparencia ante tres Cortes Marciales. Bajo estas circunstancias y estando detenido, le comunicaron la noticia del inminente fallecimiento de su progenitor. Acto seguido, haciendo uso de un permiso de dos horas, llegaría ante el moribundo sólo para despedirse.

Durante esta fase el pensamiento del novel dirigente adquirió matrices rectores y definiciones conceptuales y teóricas. En su primera etapa de conciencia social se entrelazaron razonamientos provenientes de la teoría marxista del conocimiento, producto de las tertulias universitarias y de su adscripción al grupo “Avance”, y aspectos del ideario anarquista por la irradiación y embrujo del fascinante ebanista J. Demarchi.

En 1929, adoptando la tradición familiar, ingresó a la masonería.

En este período, el mérito radicaba en la lucha por la imposición del sistema democrático que logró perdurar entre 1933 y 1973, excepción hecha de los desbordes del gobierno de Arturo Alessandri Palma y de Gabriel González Videla. Es en esta etapa juvenil cuando despuntaron sus dotes de conductor y líder del ideario socialista.

Una de las expresiones más significativas pronunciadas por Allende, luego del triunfo de la Unidad Popular, fue: “No puedo ni podré olvidar jamás que todo lo que he sido y todo lo que soy se lo debo a mi partido”. La organización política lo dotó de parámetros analíticos y paradigmas teóricos que le acompañaron durante toda la vida. El nexo entablado es tan sólido que sólo la muerte pudo romper la relación entre Allende-persona y Allende-militante. De militante pronto se trasformó en jefe del núcleo, para luego asumir la secretaría de estudios sociales y la dirección regional de su partido. Desde esta trinchera y vinculado familiarmente con Marmaduke Grove, apoyó la experiencia de la República Socialista (1932), febril actividad política que no pasó inadvertida porque pronto recayó sobre él la ira de los sectores dominantes, quienes lo calificaron como un “peligroso agitador”. Fue detenido y luego relegado a Caldera, en medio del desborde represivo desencadenado por Arturo Alessandri. Tenía entonces 27 años.

Alianza de la izquierda

Un año más tarde, ya de vuelta en el puerto, contribuyó a la formación de una alianza de profundo contenido histórico para la causa popular y el desarrollo de la nación, como fue el Bloque de Izquierdas, antecedente inmediato del Frente Popular, episodio histórico-político que contribuyó a su acceso a la Cámara de Diputados en 1937.

La formación del Bloque de Izquierdas en Valparaíso antecedió al Frente Popular, alianza de gravitantes consecuencias en la que Salvador Allende tuvo una destacada participación como Ministro de Salubridad (1939), en representación de un partido del cual se había transformado en subsecretario general. Entre las múltiples actividades y responsabilidades, destaca la participación en la fundación de las Milicias Socialistas.

El rango ministerial fue asumido en una particular coyuntura. El presidente Pedro Aguirre Cerda, lo incorporó al gabinete con el objetivo de reforzar posiciones ante un intento de golpe de Estado perpetrado por el general Ariosto Herrera, aunque tras bambalinas se ocultaba Carlos Ibáñez del Campo, el antiguo dictador.

Días antes había estallado la Segunda Guerra Mundial (1939-1945). En Chile las repercusiones no se hicieron esperar, pero el gobierno mantuvo una benevolente neutralidad favorable al eje. La izquierda demanda la ruptura de relaciones diplomáticas con el eje nazi fascista, exigencia retrasada por la muerte del Presidente Aguirre Cerda, a quien sucedió Juan Antonio Ríos. El Ministro de Salubridad presentó su renuncia por desacuerdos en la conducción de la política nacional e internacional.

En 1940 contrajo matrimonio con Hortensia Bussi, una joven profesora de Historia y Geografía, a quien había conocido el 25 de enero de 1939 bajo las circunstancias aciagas del terremoto de Chillán.

Un par de años más tarde (1943) asumió la Secretaría General del Partido Socialista, para luego ser electo senador (1945) por la antigua 9° circunscripción de Valdivia, Osorno, Llanquihue, Chiloé, Aysén y Magallanes.

Independiente de la suerte corrida, los gobiernos de Frente Popular repercutieron significativamente en la historia de Chile, al modernizar las estructuras del Estado, desarrollar infraestructura económica y acelerar cambios en el sistema político. La característica de esta fase es la normalidad progresiva y normativa político-institucional en el funcionamiento de los aparatos del Estado, cuestión que floreció a partir del 1958. El fundamento histórico y político de la estrategia política de Allende era la profundización democrática, el robustecimiento del desarrollo y un nuevo modelo de democracia social sustentada en el Estado.

Del FRAP a la UP

En 1951, el “Mussolini del nuevo mundo”, como gustó hacerse llamar Carlos Ibáñez del Campo, presentó su candidatura presidencial siendo apoyado por un sector democrático. Ante esta situación, Salvador Allende junto a comunistas, radicales doctrinarios y la izquierda socialista fundaron el Frente del Pueblo, alianza calificada como “una conciencia en marcha”.

Los 52 mil votos obtenidos por Allende en las elecciones presidenciales de 1952 inauguraron un período que 17 años más tarde culminó en la Unidad Popular. Pero lo central de estos acontecimientos radica en la aparición de un proyecto que contenía un programa y una concepción de sociedad. La participación en la justa electoral no fue un mero simbolismo, porque en el centro de la escena histórica comenzaban a tomar posición nuevas fuerzas sociales, que irrumpieron en el sistema político a través de un electorado de masas que se amplió (1958), marco en que se configuró la estrategia político-institucional.

Salvador Allende, en esta coyuntura, terminó por convertirse en el pericentro de cualquier alianza, proyectando su figura por sobre la izquierda. Era ya el líder natural de los desposeídos y un dirigente respetado cuando en 1953 fue reelegido senador por Tarapacá y Antofagasta.

Tres años después, el Frente del Pueblo dio paso a una alianza más amplia, con la incorporación de nuevos grupos sociales y políticos al conglomerado. La aparición del FRAP coincidió además con la unificación de la clase obrera en torno a la CUT (1953), el reingreso de la FECH y un nuevo nivel de desarrollo del campesinado organizado, mientras la sociedad civil experimentaba la ampliación del derecho a voto y la solidificación del sistema político, curso fortalecido además por la unificación del PS (1957) y los desacuerdos del 10° congreso del PS (1956). Todos estos acontecimientos se materializaron en la extraordinaria votación alcanzada por su candidatura presidencial en 1958, ocasión en que lo derrotó J. Alessandri por un escaso margen de votos.

En 1961 nuevamente fue elegido senador de la República, esta vez por su natal Valparaíso. Un par de años más tarde, la Asamblea Nacional del Pueblo lo proclamó abanderado de las aspiraciones populares, asumiendo por tercera vez la responsabilidad de la candidatura presidencial. En esta ocasión (1964), enfrentó a Eduardo Frei, líder histórico de la Democracia Cristiana. A poco andar la campaña fue ganando fuerza, hasta que en marzo de 1964, pocos meses antes de la elección presidencial, en una elección complementaria por Curicó, el FRAP, contra toda previsión logró un triunfo con la elección del doctor Oscar Naranjo. La derecha, profundamente alarmada, optó por entregar sus votos a Eduardo Frei, considerándolo como mal menor.

A principios de la década del setenta despunta en América Latina un fenómeno de gravitantes consecuencias, como fue el triunfo de la revolución cubana, de la que Allende fue un decidido partidario y defensor. Se abrió así un período particularmente convulso, caracterizado por la agudización de los conflictos internacionales, especialmente en el Tercer Mundo, influjo ante el cual una gran parte de la izquierda latinoamericana y chilena rindió tributo, suscribiendo la tesis de la vía armada y de asalto directo al poder político del Estado.

Entre 1966 y 1969, Allende ocuparía el cargo de presidente del senado, siendo reelecto este último año por la circunscripción de Chiloé, Aysén y Magallanes.

Desempeñó un destacado lugar en el ámbito de la política internacional al participar en la Conferencia Tricontinental y, posteriormente, en la fundación de la OLAS (Organización Latinoamericana de Solidaridad), episodio que sumado a su apoyo a la guerrilla del Che Guevara lo pusieron en el centro de los ataques de la derecha.

Gloriosa inmolación

Pese a circunstancias poco favorables, Allende persistió en su postura analítica, teniendo presente las características históricas de Chile. El resultado sería la exigencia de vastos sectores para que Allende asumiera nuevamente la representación de la izquierda, de manera que en enero de 1970 fue proclamada su cuarta candidatura a la presidencia de la República. A diferencia de las ocasiones anteriores, contaba con el apoyo del tronco radical y con el especial concurso de actores de raíz cristiana que dieron un peso particular a la alianza esta vez denominada Unidad Popular. Acto seguido, el 4 de septiembre de 1970, se llevaron a cabo las elecciones presidenciales más disputadas de la historia nacional, bajo un clima tenso y febril. La madrugada del 5 de septiembre el triunfo de Salvador Allende era una realidad.

Luego, por espacio de mil días, se desarrollaría la experiencia de la Unidad Popular.

El balance de ese agitado período es hoy patrimonio exclusivo de la historia. Lo cierto es que una vasta conspiración, en la que tomaron parte activa el capital nacional y transnacional, el imperialismo, las fuerzas políticas del centro y la derecha y los gremios empresariales y profesionales, creó las condiciones que condujeron a las Fuerzas Armadas a interrumpir a sangre y a fuego el 11 de septiembre de 1973 la democracia chilena.

Salvador Allende pagó con su vida su profunda vocación democrática y su inquebrantable lealtad con su pueblo. Previo al instante supremo con el que será recordado para la posteridad, denunció las dimensiones de la traición y vaticinó con clarividencia el período gris que se abatía sobre Chile. Sin embargo, en su conmovedora alocución final, hubo lugar a la esperanza al anunciar que más tarde que temprano se abrirían las anchas alamedas.

R E S E Ñ A 
C R O N O L Ó G I C A

1908
26 de junio, nace en Valparaíso Salvador Allende Gossens. Sus padres fueron el abogado y notario, militante del Partido Radical, Salvador Allende Castro y doña Laura Gossens Uribe.

1920 – 1924
Instalados en Valparaíso, luego de recorrer Tacna (entonces chilena), Iquique, Santiago y Valdivia, ingresa al Liceo Eduardo de la Parra, donde realiza sus estudios con excelentes calificaciones. Destaca en natación y decatlón juvenil. Por esos años conoce a Juan Demarchi, viejo anarquista italiano, que influye en su formación ideológica prestándole los primeros libros de marxismo.

1925
Cumple como voluntario el servicio militar en el Regimiento Coraceros de Viña del Mar, en el transcurso del mismo pide su traslado al Regimiento Lanceros de Tacna. Egresa como oficial de reserva del ejército.

1926
En Santiago, Ingresa a la Escuela de Medicina de la Universidad de Chile.

1927
Presidente del Centro de Alumnos de Medicina, ha organizado a un grupo de sus compañeros que se reúnen periódicamente para leer y discutir de marxismo.

1929
Pide su incorporación a la Masonería, siguiendo una tradición familiar.

Funda, junto a compañeros de universidad, el Grupo Avance.

1930
Vicepresidente de la Federación de Estudiantes de Chile, participa activamente en la lucha contra la dictadura de Carlos Ibáñez del Campo. Es encarcelado.

1931
Miembro del Consejo Universitario, en representación de los estudiantes. Temporalmente expulsado de la Universidad, es pronto reincorporado por sus excelentes calificaciones y porque le faltan escasos meses para terminar sus estudios.

1932
Termina sus estudios y se traslada a Valparaíso para estar cerca de su padre enfermo. Mientras redacta su memoria sobre Higiene mental y delincuencia, hace su práctica profesional.

En junio se proclama la República Socialista que encabeza Marmaduke Grove. Tras la fugaz experiencia socialista, el nuevo gobierno desata la persecución contra los elementos progresistas. Allende es encarcelado. Mientras permanece en prisión, muere su padre. El joven médico jura sobre su tumba dedicar su vida a la lucha por la libertad de Chile.

1933
Recibe su título de médico. Después de muchos intentos, obtiene un puesto de anátomo–patólogo. Participa el 19 de abril en la fundación del Partido Socialista de Chile, en Valparaíso.

Escribe en colaboración con José Vizcarra un libro sobre la Estructura de la Salubridad Nacional.

1935
Redactor del Boletín Médico de Chile.

Relegado a Caldera (desde julio a noviembre).

Crea Revista Médica de Valparaíso.

1936
En marzo participa en la creación del Frente Popular y asume como Presidente Provincial en Valparaíso.

1937
Elegido Diputado por Quillota y Valparaíso (1937-1939).

Sus camaradas del Partido Socialista lo eligen Subsecretario General.

1938
El Frente Popular proclama la candidatura presidencial de Pedro Aguirre Cerda. Allende es el generalísimo de la campaña en Valparaíso.

1939
En la noche del terremoto de Chillán (25 de enero) conoce casualmente en Santiago a la maestra de historia Hortensia Bussi Soto.

En septiembre renuncia al Congreso y asume la cartera de Salubridad, Previsión y Asistencia Social del Gabinete del Presidente Pedro Aguirre Cerda (1939 – 1942).

Escribe su libro “La realidad médico-social chilena”.

1940
Convención Anual de la Asociación Médica. Apláudese gestión como Ministro de Salubridad. Premio Van Buren por su obra “La realidad médico social chilena”.

Presenta al Congreso Nacional un proyecto de ley que crea el Seguro de Accidentes del Trabajo, proporcionado por el Estado.

Contrae matrimonio con Hortensia Bussi Soto (16 de septiembre).

1941
Organiza la Primera Exposición Nacional de la Vivienda y la instala en plena Alameda, frente al Club de la Unión.

Viaja a Estados Unidos para asistir a la reunión de la Asociación Americana de Salud Pública.

Viaja al Perú invitado por el APRA.

1942
Renuncia al Ministerio de Salubridad al ser elegido Secretario General del Partido Socialista de Chile.

1945
Elegido Senador por Valdivia, Llanquihue, Chiloé, Aysén y Magallanes.

1947
Se divide el Partido Socialista, Allende se integra al Partido Socialista Popular.

En el Senado vota contra la Ley de Defensa Permanente de la Democracia, conocida como la “Ley Maldita”.

1948
Visita a los recluidos por González Videla en el campo de concentración de Pisagua.

Se solidariza con el Mariscal Tito y condena la política soviética hacia Yugoslavia: “Cada pueblo es libre para escoger su propio camino al socialismo”.

1949
Presidente del Colegio Médico de Chile (1949-1963).

1951
Al respaldar el Partido Socialista Popular la candidatura de Carlos Ibáñez, Allende rompe con él y vuelve a las filas del Partido Socialista de Chile.

Impulsa la creación del Frente del Pueblo, junto con el Partido Comunista.

1952
El Frente del Pueblo lo presenta como candidato a la Presidencia de la República. Presenta en el Senado, junto a Elías Lafferte, un proyecto de ley sobre nacionalización del cobre.

1953
Elegido Senador por Tarapacá y Antofagasta. Proyecto de Corporación de Ventas del Cobre. Viaja a la República Popular China.

1954
Viaja a Francia, Italia, La Unión Soviética y la República de China Popular.

Vicepresidente del Senado.

1955
Exalta en el Senado la intervención de tropas soviéticas en Hungría: defensa de un “socialismo de bases libertarias y del principio de la libre determinación de los pueblos, cualquiera que sea el país de que se trate”.

1957
El Partido Socialista Popular y el Partido Socialista de Chile se unifican y constituyen, junto con el Partido Comunista, el Frente de Acción Popular.

El FRAP proclama su candidatura presidencial.

1958
Pierde la elección contra Jorge Alessandri.

1959
Asiste a la toma del mando de Rómulo Betancourt, en Venezuela. Viaja a Cuba a manifestar su solidaridad con la revolución cubana. Se entrevista con Fidel Castro, Ernesto “Che” Guevara y Camilo Cienfuegos.

1960
Respalda la dramática huelga de los mineros del carbón, que paralizan sus faenas durante más de tres meses.

Recorre todo el sur del país, afectado por los terremotos de mayo. Presenta varios proyectos de ley en favor de los damnificados.

1961
Elegido senador por Valparaíso y Aconcagua.

Viaja a Punta del Este (Uruguay) y denuncia, junto al Che Guevara, el carácter propagandístico de la Alianza para el Progreso.

1963
La Convención del FRAP lo designa nuevamente candidato a la Presidencia de la República.

1964
Su postulación es derrotada por Eduardo Frei Montalva. Allende consigue, sin embargo, casi un millón de sufragios.

Se opone resueltamente a la “chilenización del cobre”, patrocinada por el gobierno de Frei.

Rechaza alinearse con el conflicto Moscú – Pekín : “no somos colonos mentales de nadie”.

1965
Realiza diversos viajes por Europa y América Latina.

Designado el mejor parlamentario por los redactores políticos.

1966
Presidente del Senado de la república de Chile (1966 – 1969).

1967
Preside delegación del Partido Socialista en festejos de los 50 años de la Revolución de Octubre en la U.R.S.S.

Participa en la Conferencia Tricontinental de la Habana, donde propone creación de la Organización de Solidaridad Latinoamericana, OLAS.

1968
Condena enérgicamente, en el Senado, la intervención de las tropas del Pacto de Varsovia en Checoslovaquia: “ha sido atropellada la soberanía de ese país”.

Viajes a la República Democrática de Corea, a Vietnam (se entrevista con Ho Chi Minh), a Laos y a Cambodia.

1969
Elegido senador por Chiloé , Aysén y Magallanes.

Se crea la Unidad Popular (UP), integrada por socialistas, comunistas, radicales, MAPU, PADENA y Acción Popular Independiente (API).

1970
El 22 de enero la UP lo proclama candidato a la Presidencia de la República.

4 de septiembre, triunfa en los comicios por mayoría relativa en las elecciones. El 22 de octubre el Comandante en Jefe del Ejército, General René Schneider, es víctima de un atentado, fallece tres días después.

El 24 de octubre, el Congreso lo proclama Presidente. El 3 de noviembre, asume constitucionalmente la presidencia de la República.

El 31 de diciembre se dirige al país desde la mina de Lota.

1971
El 11 de julio, Día de la dignidad Nacional, promulga la Ley de Nacionalización del cobre, aprobada por unanimidad del Congreso.

1972
30 de noviembre – 14 de diciembre: Gira presidencial. Visita Perú, México, Estados Unidos (Naciones Unidas), Argelia, Unión Soviética, Cuba, Venezuela.

Habla en la Asamblea General de las Naciones Unidas: “los grandes valores de la humanidad no podrán ser destruidos”. En la misma asamblea denuncia la agresión internacional de que es víctima Chile. Es ovacionado de pie durante largos minutos.

1973
En las elecciones parlamentarias de marzo, la UP obtiene el 45% de los votos y aumenta su representación parlamentaria. Aun sin conseguir la mayoría en las dos Cámaras, se hace posible la acusación constitucional ideada por la oposición. La derecha, con ayuda extranjera, agudiza la fuerte lucha contra el Gobierno Popular y desata el terrorismo en el país.

 

Publicado en Uncategorized

Repliegue de Managua a Masaya en sus 34 años, presidente Daniel Ortega, Pablo Emilio Barreto, Snawden y noticias del momento

Repliegue en sus 34 años, presidente Daniel Ortega, Pablo Emilio Barreto, Snawden  y noticias del momento

Palabras del Comandante-Presidente Daniel Ortega Saavedra antes de iniciar la multitudinaria marcha conmemorando el 34 Aniversario del Histórico Repliegue Táctico hacia Masaya. 5 de Julio de 2013:

“Hace cuatro meses, hoy cuatro meses, en horas de la tarde, a las 4:30, 4:35 de la tarde se produjo el Tránsito hacia la Inmortalidad de nuestro querido Hermano, Comandante-Presidente de la Revolución Bolivariana, Hugo Chávez Frías… ¡Viva Chávez! ¡Viva Chávez! ¡Viva Chávez! ¡Chávez Vive… la lucha Sigue!

Vamos a rendirle Homenaje a nuestro Hermano, y vamos a rendirle Homenaje guardando un minuto de silencio, para compenetrarnos aún más de su Ejemplo, de su Lucha, de su Amor por los Pueblos, y de su Amor por la Humanidad… ¡Qué Viva Chávez! ¡Que Viva la Revolución Bolivariana! ¡Qué Viva el Pueblo venezolano! ¡Qué Viva nuestro Hermano Nicolás Maduro, Presidente de la República Bolivariana de Venezuela!

Para todo el Pueblo venezolano, para el Hermano Nicolás, nuestro saludo también en este día en el que se está Conmemorando, se ha Conmemorado a lo largo del día, el 202 Aniversario del Primer Grito de Independencia del Pueblo Venezolano… ¡Qué Viva la Independencia de Venezuela! ¡Qué Viva la Independencia de nuestros Pueblos!

Presiden este Acto, la Juventud, las Mujeres, el Pueblo Trabajador, l@s Estudiantes, l@s Niñ@s. Aquí con nosotros se encuentran, el Compañero Comandante Guerrillero Raúl Venerio, sobreviviente del Repliegue; el Compañero Rafael Solís, igualmente sobreviviente del Repliegue; el Compañero Marcos Valle, el Compañero Amaru Ramírez… Amaru, hijo del Comandante William Ramírez que estuvo al frente también del Repliegue.

El Compañero Pablo Emilio Barreto, que lleva ya dos libros escritos sobre el Repliegue, ¿verdad, Pablo Emilio? Dos, y los que les faltan escribir. Él participó en el Repliegue, un Escritor, un Periodista, Pablo Emilio, un Intelectual, y escribió sobre el Repliegue. El Compañero Enrique Armas, Vicealcalde de Managua; el Compañero Fidel Moreno, y la Compañera Rosario.

Estamos en el año del 34 Aniversario del Triunfo de la Revolución, por lo tanto también el 34 Aniversario del Repliegue. Porque el Repliegue se produjo… a ver Pablo Emilio, me va corrigiendo si me equivoco, el 27 por la noche se inició el Repliegue. Ya entonces se combatía en todo Nicaragua. Ya entonces nuestro Comandante Heroico, Germán Pomares Ordóñez, El Danto, había caído en combate allá en Jinotega.

Ya entonces también, y esto permitió, este fue un elemento estratégico en el Repliegue… ya entonces se había logrado liberar la Ciudad de Masaya, con el Comandante Hilario Sánchez, nuestro querido Hermano, que descanse en la Paz del Señor. Porque tenía que estar liberada Masaya para que se pudiese tomar la decisión de marchar hacia Masaya. Si Masaya estaba ocupada por la genocida Guardia impuesta por los yanquis en nuestra Patria, pues no se hubiese podido marchar a Masaya.

Realmente, Masaya se convierte en ese momento en la Retaguardia de Managua; y Managua logra decidir el Repliegue, gracias a que cuenta con esa extraordinaria Victoria que se había alcanzado en Masaya, y donde la Guardia genocida se había ido a refugiar, ya en huida, al Coyotepe. Y desde El Coyotepe combatían, continuaban combatiendo con la esperanza de que llegaran refuerzos de otras Zonas, de otros puntos de nuestro País.

¡Cuánto habría que hablar del Repliegue! ¡Cuánto habría que hablar de los combates que se libraron en toda nuestra Patria! No solamente en el año 1979, sino a lo largo de toda nuestra Historia… Porque esta es una Batalla que se inició con la Resistencia de los Pueblos Originarios de nuestros antepasados indígenas, con la Resistencia de Diriangén frente a los expansionistas que ocuparon nuestra Patria.

De ahí parte la flecha de la Resistencia lanzada por Diriangén, levantada por Andrés Castro, y convertida en pedrada contra el invasor yanqui. Luego, erguido Sandino ahí con la Bandera Rojinegra, enfrentando a los invasores. Después Carlos, con su carabina disparando auroras en las montañas de Zinica; y luego la Insurrección Final. Y en la Insurrección Final esas grandes Batallas, entre ellas la Batalla de Estelí, con Francisco Rivera, “El Zorro”, tomándose tres veces Estelí. Querido Hermano que descanse en la Paz del Señor, pero está aquí siempre con nosotros, con su Humildad, con su Fraternidad, porque era un ser extraordinario, Francisco Rivera, Comandante Guerrillero “El Zorro”.

Y combates por toda Nicaragua… La sangre derramada por toda Nicaragua, ¿para qué? Para conquistar el Derecho para que Nicaragua pudiese ser libre, como lo es ahora; y por eso decimos: ¡Que Viva esta Nicaragua, Bendita y Siempre Libre! Es cierto que no estamos libres de la pobreza, la pobreza ahí está todavía, la estamos combatiendo, y vamos alcanzando Grandes Victorias. Pero Nicaragua es Libre, su Pueblo es Libre, para combatir la pobreza.

El Pueblo nicaragüense es Libre para combatir el analfabetismo, y estamos combatiendo el analfabetismo. El Pueblo nicaragüense es Libre para combatir el hambre, la miseria; y por eso todos estos Programas, que llegan a las Mujeres, que llegan a l@s Trabajador@s, que llegan a l@s Campesin@s, para fortalecer la economía de nuestro País.

Nicaragua es Libre para luchar contra la pobreza, antes no era posible, éramos esclavos. Y l@s Herman@s que combatieron, y l@s que cayeron en ese Repliegue Heroico hace 34 años, a finales de Junio; y los que cayeron para estos días cuando se liberaba la Ciudad de Jinotepe, y se libera la Ciudad de Carazo, tod@s ell@s derramaron su sangre para que esta Juventud de hoy pudiese ser libre de construir su Presente y construir su Futuro.

Les decía que, para estos días se estaba combatiendo en todo el País, y en lo que fue el Repliegue… Aquí tengo los datos en el libro de Humberto, donde recoge también el libro de nuestro Hermano Carlos Núñez, que era el Miembro de la Dirección que estaba aquí en ese momento al frente de la Comandancia… Estaba nuestro Hermano Carlos Núñez que en Paz descanse, que escribió también sobre estas Batallas. Estaba nuestro Hermano William Ramírez, que en Paz descanse. Y estaba nuestro Hermano Joaquín Cuadra, que luego fue Jefe del Ejército.

Ellos tres estaban al frente de Managua, y a ellos les correspondió no solamente estar al frente de los combates, sino que también, luego organizar esa retirada… Esa retirada en la que en la Vanguardia iban el Comandante William Ramírez, Joaquín Cuadra y Raúl Venerio. Ellos tres iban en la Vanguardia. En el Centro iba el Comandante Carlos Núñez con el Comandante Walter Ferreti, “Chombito”, que en Paz descanse también ese Hermano Heroico. Y en la Retaguardia iba ese otro Combatiente Heroico que cae en combate, Rolando Orozco.

Ya para ese momento se habían producido múltiples combates en los barrios de nuestra Ciudad. Y mientras una parte, o el grueso de los Combatientes se replegaba hacia Masaya, quedaban otros Combatientes aquí en Managua, librando múltiples batallas. Es decir, el Repliegue de Managua hacia Masaya fue organizado, y dejó intactas Unidades de Combate en Managua, que continuaron la labor de hostigamiento y emboscada contra las Unidades de la Guardia somocista.

Hoy estamos a 34 Años, ahí participaron también Mujeres en el Repliegue… Mujeres Combatientes. Estaba la Compañera Lea Guido, ¿así es, Pablo Emilio? Estaba Lea, Mónica Baltodano, ¿qué otra Compañera te recuerda ahí, Pablo Emilio? Bueno, habían muchas Mujeres la verdad, muchas Mujeres.

Y en la retirada hacia Masaya, much@s Herman@s cayeron… Compañer@s cayeron en esa retirada hacia Masaya. Y ¿cuántos Herman@s habían caído ya en los combates de Carazo y de Masaya? Había caído Bayardo López, en Masaya, conocido como “Domingo”. Había caído César Augusto Calero. Había caído la Enfermera, Rafaela Padilla. Había caído Aura Ortiz, en La Concepción, Carazo. Había caído Pikín Guerrero. Había caído Marta Navarro, otra Mujer Heroica, combatiendo en Catarina.

¡Cuántos Hermanos, cuántas Hermanas cayendo! La lista es interminable es la verdad; y tenemos que levantar ese Monumento que lo tenemos pendiente. El Monumento en el que tengamos los nombres de los miles y miles de Héroes, desde Diriangén hasta los Héroes que combatieron durante todo ese Período de Lucha Insurreccional; y los Héroes que dieron su Vida en la Lucha por la Libertad de Nicaragua, en el Período de 1979 a 1990. Ese Monumento donde tod@s tengamos un punto de referencia, y tengamos idea de la magnitud de la Lucha y de las Luchas, de la Batalla y las Batallas que ha librado el Pueblo de Nicaragua a lo largo de su Historia, para defender la Libertad, la Justicia y la Soberanía.

Este libro de Humberto que le tituló la Epopeya de la Insurrección tiene muchísimos datos, y también sirve de fuente de datos los libros que escribió el Compañero Pablo Emilio. Pablo Emilio va a seguir escribiendo, continuará escribiendo, y que esa lectura pueda llegar a los Jóvenes, a la Juventud, porque ese es nuestro acervo cultural. Ahí está toda nuestra Historia, y ahí está la mezcla de Hombres y Mujeres de diferentes estratos económicos, de diferentes estratos sociales, con su propia Identidad, pero fundid@s tod@s en la Unidad, bajo la Bandera Rojinegra de Sandino, bajo la Bandera Rojinegra del Frente Sandinista de Liberación Nacional, ¿para qué? Para defender la Bandera Azul y Blanco de la Patria.

Hoy Conmemoramos este Repliegue cuando avanzan los Pueblos, y avanza el Pueblo nicaragüense en la Lucha por la Justicia, en la que tod@s empeñamos nuestra palabra, nuestros Principios… Luchar por la Justicia, defender la Justicia, que es defender la Libertad, que es defender la Soberanía, que es defender la Paz.

Esa es la fortaleza que tienen los Pueblos de América Latina y el Caribe en esta Nueva Etapa de la Historia, donde vamos cada día más unid@s, en PETROCARIBE que recientemente se reunió aquí en Managua, en el ALBA, en la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, en el Sistema de Integración Centroamericana, en lo que es la Comunidad de Estados del Caribe, CARICOM… Y nuestro saludo para l@s Herman@s del Caribe que están celebrando el 40 Aniversario, allá en Trinidad y Tobago están reunid@s celebrando el 40 Aniversario de la Fundación de esa Comunidad, y luchando, lógicamente, contra las fuerzas que nos adversan.

Y solidarizándonos tod@s en la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños. Solidarizándonos tod@s, y comprometiéndonos tod@s, con el reto que tienen y tenemos los Pueblos de América Latina y el Caribe, que es la Unidad de Nuestramérica. Como lo soñó Martí, como lo soñó Bolívar, como lo soñó Sandino, como lo soñó Chávez, y como lo vio hecho realidad Chávez en sus primeros pasos allá en Caracas… la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños.

En este día, querid@s Herman@s, esta tarde queremos expresar también nuestra Solidaridad, que ya la expresamos… El día miércoles por la tarde yo me estaba preparando para ir a un Encuentro con 200 Delegad@s, 150, 200 Delegad@s de todo el Planeta del Banco Mundial, trabajando aquí para buscar cómo identificar Proyectos, Programas para combatir la pobreza en 84 Países de nuestro Planeta, de los que en esta Región de América Latina y el Caribe, 8 Países somos los que estamos en esa condición más frágil, más crítica, económicamente, socialmente… Bolivia, Haití, Honduras, Nicaragua, entre otros Países, hasta sumar 8 aquí de América Latina; y luego, Pueblos de África, Pueblos de Asia, para sumar un total de 84 Países en todo el Planeta.

¿Y qué es lo que se propone este Organismo? La búsqueda de recursos de parte de los Países que tienen más Poder Económico, que acumulan más riquezas y que gastan billones de billones de dólares en guerra, para sembrar la muerte en las Familias de nuestro Planeta. Entonces, se trata de una demanda justa, y estaban ellos reunidos aquí en Managua, ahora andan haciendo recorridos por todo el País visitando Proyectos.

Y yo iba a visitarlos al lugar donde estaban reunidos para conversar con ellos. Me estaba preparando para salir cuando me llama la Compañera Rosario con el teléfono en la mano, y me dice: Aquí está Evo. Era por la tarde ya, digamos las 5 de la tarde, 5:30 de la tarde… Aquí está Evo, me dice. Yo sabía que Evo estaba en Moscú en una Reunión Internacional sobre el Gas. O sea, nos habíamos encontrado con Evo aquí en Managua en la Reunión de PETROCARIBE, y ahí él nos había comentado que iban luego para Moscú, también iba el Compañero Nicolás Maduro para Moscú.

Le dije: ¿Qué será? ¿Qué dirá Evo? Lo saludó la Compañera Rosario, Evo le adelantó; empezaban a salir las noticias de que tenía problemas Evo para poder trasladarse de retorno hacia su País, hacia Bolivia. Hablé con él, y nos puso al tanto de lo que estaba sucediendo. Y ya no pude asistir a la Reunión, ¿por qué? Porque había que comunicarse, teníamos que comunicarnos, teníamos que pronunciarnos.

Porque lo que estaba aconteciendo en esos momentos el día miércoles pasado, 3 de Julio, debe quedar para la historia de la ignominia de los países que se han caracterizado por dominar, explotar, esclavizar a los Pueblos de África, de Asia y América Latina… En la historia de la ignominia; porque si hay que escribir la historia de la ignominia, en primer lugar están esos países colonizadores, invasores, que están agrupados en la OTAN, que tienen un solo Centro de Inteligencia, para el crimen, para la muerte, para la destrucción.

Y que sencillamente habían decidido detener el avión en que viajaba Evo, porque suponían que Evo traía en el avión a un norteamericano que hasta hace poco era un Agente de la Inteligencia de los Estados Unidos; y que le entró remordimiento, y decidió denunciar lo que se estaba haciendo con todo lo que es la Ciencia, la Tecnología de los Estados Unidos… espiando a todo el mundo, y espiando sobre todo a los Países europeos, que son aliados de los Estados Unidos, que están en la OTAN, han configurado un solo frente ahí en la OTAN.

Este norteamericano de apellido Snowden está allá en Moscú, ha estado enviándonos cartas solicitando asilo. Nosotros recibimos una carta enviada por Snowden que la entregaron a la Embajada de Nicaragua en Moscú, donde Snowden solicita asilo aquí en Nicaragua. Ustedes saben cuál es la posición de Nicaragua al respecto… Somos un País abierto, respetuosos del Derecho de Asilo. Y está claro que, si las circunstancias lo permiten nosotros recibimos con todo gusto a Snowden, y le damos asilo aquí en Nicaragua.

Y por otro lado, bueno, pensaban que Evo traía a Snowden en el avión. Pero es que, aunque si así hubiese sido que Evo traía en el avión a Snowden, estaba protegido por el Derecho de Asilo que le estaría dando Bolivia, y no tenían derecho alguno, de acuerdo a las Leyes Internacionales a tratar de secuestrar a un Presidente simplemente porque está ejerciendo un Derecho Humanitario, que es el Derecho de Asilo.

Y tuvieron a Evo una cantidad de horas en Viena, Capital de Austria; porque él ya había sacado Plan de Vuelo, me lo dijo cuando hablamos por teléfono que había sacado Plan de Vuelo antes de salir de Moscú. Es que realmente un avión si no tiene un Plan de Vuelo aprobado no puede salir, no lo dejan salir del país donde va a salir ese avión, sencillamente por razones elementales de seguridad. Y ya el Plan de Vuelo había sido aprobado, y le había aprobado el paso Francia, y le había aprobado España, y le había aprobado Portugal.

Y cuando ya está volando Evo, acercándose a la frontera de Francia, le comunican de Francia que ya no puede continuar, que le suspenden el permiso de vuelo. Y le avisan de Portugal que no puede continuar, y le avisan de España que no puede continuar, simplemente porque las Agencias de Espionaje yanquis le han comunicado a las Agencias de Espionaje europeas, que son los mismos que han facilitado la transportación de prisioneros de guerra en aviones sobre Europa, para torturarlos, para aislarlos, para asesinarlos. Entonces se ponen de acuerdo, y les dicen: Tengan cuidado, que parece que Evo puede traer allí a Snowden.

Entonces inmediatamente ahí lo que funciona es la unidad del Imperio… ¡fíjense bien! Porque en esto debemos estar totalmente claros que aquí estamos en una lucha donde, por un lado está la Unidad de los Pueblos, y por otro lado está la unidad del Imperio. Y el Imperio es el mismo que desde Europa oprimió y colonizó a los Pueblos africanos. Y el Imperio es el mismo que desde Europa oprimió a los Pueblos de Nuestramérica. Y el Imperio es el mismo que oprimió y asesinó a los Pueblos Originarios en los Estados Unidos de Norteamérica.

Es el mismo Imperio, es el mismo Imperio Británico trasladado a los Estados Unidos, y luego instalado desde los Estados Unidos, y en unidad el Imperio defendiendo su estrategia de dominación; y la víctima fue un Líder Latinoamericano Indígena. Mejor no puede estar retratada la ignominia… los colonialistas de siempre humillando a los Pueblos Originarios; y en este caso, humillando a un Líder Indígena. Humillándolo a partir de su prepotencia, porque es una humillación… ¡claro que es una humillación! Y frente a esa humillación, el repudio, el rechazo a esa actitud de estos Gobiernos que le negaron el paso.

Después, cuando ya se dieron cuenta que ahí no venía Snowden, entonces autorizaron a que Evo saliera, y pudiese llegar a su Tierra, a Bolivia. Y él está allá de nuevo en Bolivia, y hasta Bolivia le decimos a Evo: Nuestra Solidaridad, Hermano, de este Pueblo de Nicaragua, con tu Pueblo, y con vos Evo, Compañero. Donde los que te han querido humillar, Evo, ellos son los humillados, ¡ellos son los humillados!

Estamos en esta ocasión iniciando este recorrido desde este sitio, ¿por qué no en el Mercado Roberto Huembes? La Compañera Rosario me decía, y con toda razón, que cada vez que nos vamos al Huembes afectamos el negocio de esa gente trabajadora, humilde que hay ahí en el Huembes, y que era mejor venirnos aquí a la Plaza de las Victorias. Y nada más y nada menos que a la Plaza de las Victorias, donde se levanta este Monumento de nuestro Hermano Alexis Argüello, ¡el Campeón de Campeones! Que recientemente ha cumplido el IV Aniversario… Alexis fue un hombre extraordinario, un Valor de toda Nicaragua, y un Valor tan grande, que supo identificarse con la Bandera del Frente Sandinista de Liberación Nacional. Y él, con la Bandera Azul y Blanco y con la Bandera Rojinegra, como buen managua, fue electo Alcalde de Managua.

Y hoy estamos aquí en este sitio como les decía, cuando son exactamente las 5 de la tarde, y vamos a dar inicio a este recorrido… digo vamos a dar inicio a este recorrido los que estamos aquí reunid@s, porque allá habrán Muchach@s, much@s Compañer@s que van adelante… un@s caminando, otr@s en vehículo, van ya avanzando hacia Masaya.

¡Que Viva el 34 Aniversario del Repliegue! ¡Sandino Vive… la Lucha Sigue!”.

Publicado en Uncategorized | 1 Comentario

Tomás Ruiz, Padre Indio nicaragüense, o aborigen, Prócer de Centroamérica

Tomás Ruiz, Padre Indio nicaragüense, o aborígen, Prócer de Centroamérica

(Trabajo tomado del Ministerio de Educación y de “Héroes sin Fusil” e “Historia Básica de Nicaragua, volumen 2” del doctor Jorge Eduardo Arellano; datos de Internet,

 e investigaciones personales).

Dr. Tomás Ruiz, sacerdote indígena o aborigen revolucionario nicaragüense, Prócer de la Independencia de Centroamérica,  ha sido casi olvidado, la historia no le ha hecho justicia. Nació el padre Ruiz en Chinandega, el 10 de enero de 1777,  e inició sus estudios en el Colegio Tridentino de San Ramón en la ciudad de León, culminando éstos con honores en la Universidad de San Carlos en Guatemala. Fue el primer indio o aborigen puro centroamericano en graduarse con título universitario.El padre Ruiz fijó su residencia en Guatemala, distinguiéndose por su talento que puso al servicio de la causa de la independencia.  En su lucha libertaria contra los colonizadores españoles, Ruiz siempre planteó la necesidad de derrocar a las autoridades coloniales por la vía de las armas, pa3ra que el sistema colonial fuera desmantelado por completo.

El Padre Ruiz encarnó a los curas o sacerdotes liberales de la época que recibieron con entusiasmo los movimientos independistas de México,  encabezados por don Miguel Hidalgo y Costilla y José María Morelos y Pavón, quienes fueron los primeros en levantarse en armas y dar los primeros gritos de Independencia.

Historiadores centroamericanos relatan que Tomás Ruiz, ya graduado en Guatemala y de regreso en León, se dedicó a divulgar la corriente filosófica liberal de la ilustración, las cuales eran ideas totalmente contrarias a la posición ideológica de los criollos, quienes presionaban por la Monarquía Constitucional. Esta corriente de ilustración liberal propugnaba por Repúblicas Independientes en Centroamérica.

Fue decisiva la participación directa del Padre Ruiz, por ejemplo,  en el levantamiento de la Comunidad indígena de El Viejo, al Norte de la Ciudad de Chinandega,  en 1805, contra la extorsión impositiva de las autoridades coloniales, así como del cumplimiento de disposiciones reales que los protegían de la inicua explotación de los hacendados y latifundistas criollos (hijo de españoles, nacidos en Nicaragua) y peninsulares (españoles).

Es también el Padre Tomás Ruiz fue uno de los hombres que  lucharon sin tregua en aras de la superación del oscurantismo, la ignorancia y el analfabetismo en que se hallaban sumidos los mestizos e indígenas o aborígenes por la represión mortal, esclavización, torturas, encarcelamientos y persecución política de los salvajes y tiránicos colonizadores, que en nuestras tierras conquistadas a sangre y fuego se hacían pasar como “hombres civilizados” de la Europa medieval.

Contribuyó Ruiz a la difusión y modernización de la educación, siendo uno de los fundadores de la Universidad de León (en las instalaciones del antiguo Colegio Tridentino San Ramón), el primer Centro de estudios Superiores fundado en Nicaragua y el segundo en Centroamérica. La primera fue la Universidad de San Carlos de Borromeo, en Guatemala, donde estudiaron Miguel Larreynaga Balmaceda (criollo) y el Padre Indio  Tomás Ruiz.

Sin confirmación documental  se conoce que la participación de Tomás Ruiz en el proceso de Independencia de Centroamérica se inició con su vinculación indirecta en las rebeliones populares de San Salvador el 5 de noviembre de 1811; en Santa Ana, El Salvador, el 24 de noviembre de 1811; en Granada, 22 de diciembre de 1811; en Chiquimula, Guatemala, el 23 de febrero de 1812; y finalmente cuando el Padre Ruiz aparece jefeando directamente la llamada “Conjura de Belén”, en el Convento de Belén, en Guatemala, en diciembre de 1813.

El plan de la “Conjura de Belén” era tomarse con las armas en las manos las instalaciones militares y burocráticas, desarmar a los militares españoles y entregarles las armas a pobladores guatemaltecos, y de ese modo comenzar a proclamar la República Independiente y Soberana en vez de la Independencia acomodada que propugnaban los criollos (hijos de españoles, nacidos en Centroamérica), los terratenientes, grandes comerciantes, los encomenderos, los cobradores de impuestos, los amanuenses y funcionarios del régimen español en el Virreinato español colonizador de Guatemala.

Como jefes de la “Conjura de Belén”, según historiadores centroamericanos, aparecen: el Padre Indio Tomás Ruiz, Manuel Julián Ibarra, guarda del Almacén del Cuerpo de Artillería del ejército español; José Francisco Barrundia, alférez  (oficial del ejército español) del Escuadrón de Dragones Milicianos;  Fray Víctor Castillo, don Joaquín Yúdice, Andrés Joaquín Dardón, Fray Manuel San José, el indígena o aborigen Manuel Tot, José María Montúfar, Manuel Paggio y Mariano Bedoya.

Historiadores centroamericanos afirman que eran centenares de conjurados o rebelados contra el imperio español en la “Conjura de Belén”. Fueron traicionados o delatados por algunos elementos que habían participado en las reuniones secretas en que se hizo el plan o “Conjura de Belén”, entre otros, el leonés Prudencio de la Llana.

Todos los jefes de los alzados, más centenares de involucrados, fueron capturados el primero de diciembre de 1813, en la noche, torturados salvajemente y condenados a muerte, por ahorcamiento, a “garrote vil”, a prisión perpetua la inmensa mayoría. Unos pocos, como el Padre Tomás Ruiz, fueron condenados a cinco y más años de prisión, con grilletes y encadenados,  y confinados a cárceles o mazmorras militares-religiosas espantosas y aisladas en la misma Guatemala y en Chiapas, México.

El Padre Tomás Ruiz permaneció 5 años en prisión, sufriendo largos períodos de incomunicación, privaciones profundas y desprecios de los todavía poderosos colonizadores españoles y sus servidores arrastrados en Guatemala y Chiapas.

Se afirma que estando presos por la “Conjura de Belén”, Tomás Ruiz y otros compañeros de infortunio, se enteraron de que el Monarca o Rey de España había emitido un indulto a prisioneros, lo cual fue aprovechado por estos condenados y confinados para denunciar mediante cartas a uno de los jefes militares españoles más represivos en Guatemala y Chiapas, identificado como Capitán General José Bustamante y Guerra. Esto sirvió para que a algunos les quitaran y les disminuyeran las penas por haberse involucrado en rebeliones contra el Imperio Colonial Español.

Ya libre en 1819, dos años antes de proclamarse la Independencia en favor de los criollos (hijos de españoles en América) solicitó permiso para trasladarse a la Cuidad Real de Chiapas, en México, donde falleció casi solitario como consecuencia de los vejámenes y torturas horribles recibidas en las cárceles o mazmorras militares-religiosas de los colonizadores españoles, contra los cuales combatió sin vacilaciones para que fuesen instauradas o fundadas Repúblicas Independientes en Centroamérica. Tenía entonces 47 años.

Se desconoce dónde fue enterrado. Todos los nicaragüenses estamos en deuda con Tomás Ruiz y debemos rendirle homenaje como Prócer de la Independencia de Centroamérica. Tomás Ruiz, acompañado por centenares o miles de hombres y mujeres (mestizos y aborígenes), no vacilaron en luchar y sacrificarse en su lucha para que el imperio español fuese derrocado por la vía de las armas en América Central y de ese modo, de inmediato, pasar a fundar las Repúblicas Independientes de Centroamérica.

“Toda la vida del hombre no es más que una cobarde flor del campo, que se rinde y marchita cuando el Sol apenas comienza a disparar sus rayos”, escribió el Padre Tomás Ruiz. En las biografías y artículos consultados no se publican los nombres del padre y de la madre del Padre Tomás Ruiz.

Bibliografía consultada: Biografía brevísima del Padre Tomás Ruiz, publicada por el Ministerio de Educación; “Historia Básica de Nicaragua, volumen 2”, Jorge Eduardo  Arellano; “Héroes sin fusil”, Jorge Eduardo Arellano; Wikipedia en Internet.

Padre Tomás Ruiz, prócer centroamericano ilustrado

Revista de Historia de América © 1990

Pan American Institute of Geography and History

La Rebelión de Tomás Ruiz fue contra el imperio español y su sistema monárquico absolutista. Tras haber asimilado en su juventud las enseñanzas de Fray Matías de Córdoba, como parte fundamental de su formación, se enfrentó a la sociedad colonial luchando por los suyos y siendo obstaculizado, frustrado en sus aspiraciones personales.

Todo ello lo llevó a la acción, convencido de su enérgica pasión republicana. Así, una vez capturado y reducido a prisión, le decía en carta al rey: “… a pesar de su erróneo sistema de gobierno…” lo que constituía un atrevimiento inaudito para la mentalidad monárquica; propugnaba, por lo tanto, por otro sistema: el de la república, idea liberal que lo condujo a la independencia.

A pesar de su ideología política avanzada, en el aspecto religioso era tradicional; es lo que se deduce de sus actividades. Las ideas novedosas que, según un historiador costarricense le costaron una suspensión canónica, no fueron de carácter doctrinal. De esta manera se explica que en la relación del Deán Vílchez y Cabrera de 1807, no se hubiera hallado “procesado, suspenso, irregular, excomulgado ni entredicho”

No recibió ninguna represalia, pues, al promover el movimiento de El Viejo dos años antes. Al parecer, tampoco existió en él ningún conflicto de fe. Más bien fue un consumado teísta como lo prueban el examen de Filosofía con sus discípulos del Seminario, en el que se refutaron las doctrinas de los ateístas; y su sermón de gracias al Altísimo cuando le concedieron al mismo establecimiento poder conceder grados menores; además expresó su convicción de “ėsparcir el grano de la divina palabra”, como él mismo decía.

En el fondo era un clérigo colonial de ideas liberales. Sacerdote distinguido lo llamaba, a fines del siglo XIX, un historiador. Perteneciente al clero secular, aparece en los documentos como sacerdote y presbítero del obispado de León, Nicaragua, y desempeñaba sus funciones con auténtico celo apostólico. Bien pudo haber influido, por consiguiente, su vocación evangélica en la acción política radical que encabezaría. En él se advierte un proceso ideológico: su mentalidad ilustrada -formada en las aulas universitarias de Guatemala- era la base de su fe liberal.

Para doctorarse en Sagrados Canónes, en 1804, había hecho una apología del sistema monárquico, lo cual revela que en ese año, al menos públicamente, pasaba por un fiel vasallo. Pero pronto dejaría de serlo. Así lo probaría al año siguiente cuando realizó labor de agitación en El Viejo (Chinandega) contra las autoridades coloniales,  iniciando así su actividad política.

Ahora bien: como ya fue apuntado, no representaba a la clase indígena porque pertenecía a la capa media alta urbana: mas pensaba reivindicarla. Comprendía la situación del indio común y llegó a referir, con sus propias palabras, “el abatimiento en que se hacen subsistir (a) los indios”. Y de todo ello tenía absoluta conciencia, no obstante descender de indios nobles y ricos.

La pena que pidió el fiscal de la causa de Belén para él fue el garrote vil, patrimonio de hidalgos; en cambio la horca, el presidio y el confinamiento fueron para el resto. He aquí, pues, a este humanista -recordemos el punto que defendió según la tarja de su licenciatura-, autor de literatura sacra y orador afamado por sus pláticas morales, expositor de textos clásicos, catedrático de Filosofía y ViceRector del Seminario de León; a este fundador de la Universidad de la misma ciudad y reformista universitario, divulgador de una corriente intelectual moderna y Prócer de línea liberal de Centroamérica.

Y antes de que diga otra cosa -por emplear las propias palabras de Tomás Ruiz- permitidme que os pregunte: ¿A qué se ha consagrado este rescate definitivo de su memoria? A ningún otro objeto que a su sólida virtud. Porque, como él mismo afirma en letras perdurables, “las dignidades y la autoridad, que no van escoltadas por la virtud, podrán las más veces con repugnancia conciliarse los respetos, pero jamás conseguirán que broten en los corazones los deliciosos renuevos de un amor tierno. Las riquezas también podrán atraer a su alrededor algún número de aduladores, pero los sensatos les mirarán como unos monstruos, y los pobres los de-testarán como verdugos de la humanidad. Solamente la virtud tiene la preeminencia de conciliarse verdaderos respetos, y un amor puro; sólo ella, encontrando el secreto de conquistar los corazones, se forma imperios y erige monumentos que no tienen otros términos y duración que la eternidad”.

Y esta es la última razón por la cual erigimos un monumento de gratitud y justicia a las ejemplarísimas virtudes de Tomás Ruiz: un hombre que viviendo todas las consecuencias de sus convicciones y los ultrajes del martirio, venció a la muerte, proyectándose más allá de su tiempo. Porque, como decía un antepasado, “la posteridad, si bien tarda, llega por fin con sus serenos juicios y su imparcial justicia”.

Revista de Historia de América, 1990.

 

Publicado en Uncategorized