Manipuladores perversos

Foto Pablo E

Intentan hasta comparar el somocismo y fascismo genocidas con el gobierno actual
Lacayos oligárquicos y manipuladores perversos

(Escrito en octubre del 2008)

* Pablo E. Barreto Pérez

*En Nicaragua funcionan todas las libertades contempladas en la Constitución Política: expresión, de prensa, de pensamiento, de movilización, de formar partidos políticos, de participar en elecciones nacionales y municipales, aquí ahora no hay matanzas de seres humanos como cuando existía la tiranía somocista, algunos fabrican mentiras y las publican en sus medios informativos privados…ah, ¡pero “aquí hay una dictadura”!, gritan oligarcas locales y sus lacayos.

*¿Piensan que somos dundos o que hemos perdido la memoria histórica?

Los manipuladores perversos, al servicio de la oligarquía vendepatria (léase claramente Chamorros, Barrios, Montealegres, Cardenales, Alemanes Lacayo, Montenegros ahora, “Chemas” Moncadas, Díaz Resinos, etc.) y del gobierno genocida de Estados Unidos, francamente no tienen límites ni vergüenza histórica alguna.

En su quehacer colérico desenfrenado, casi esquizofrénico, en contra del gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, estos lacayos del imperialismo colonial decadente, en su andanada de ataques irracionales hasta llegaron a decir, hace pocos días, en sus periódicos, televisoras y radioemisoras, que la supuesta represión de este gobierno “es peor que el somocismo”.

Por si lo han olvidado, tanto los oligarcas como sus servidores intelectuales más arrastrados (periodistas, sociólogos, economistas, filosófos, “oráculos” de todo tipo), es necesario recordarles que el somocismo genocida fue planificado, organizado, dirigido, entrenado, financiado y sostenido por el gobierno imperialista de Estados Unidos desde cuando, en 1927, José María “Chema” Moncada Tapia entró en la colada de vendepatrias y traidores del país, siguiendo él el ejemplo de sus antecesores más connotados, como Emiliano Chamorro Vargas y Adolfo Díaz Resinos.

Ellos, los yanquis invasores y agresores militares directos nuevamente de ese momento, de 1926 a 1933, impusieron elecciones supervigiladas por generales y coroneles gringos, encabezados por Henry Stimpson, para asegurarse de que su traidor vendido, “Chema” Moncada Tapia, no fuera a perder su petición de ser “presidente de la República”.

Estos traidores, inclusive, permitieron que el brigadier general Frank Ross Mcoy fuera el jefe de la Junta Electoral Nacional, y que los presidentes de cantones (mesas electorales) fuesen asimismo, todos, oficiales agresores militares norteamericanos, entre otros:
El general de brigada Róger Y. Rhea, el mayor Harold Pierce, el general de brigada Elías R. Beadle, el mayor general Douglas MaDougal, el mayor general Calvin Mattwes, el coronel Julián Smith, mientras al mismo tiempo, habían desembarcado varios miles de marinos (militares) yanquis de ocho barcos de guerra gringos, anclados en Corinto y en Bluefiels.

Al mismo tiempo de estos acontecimientos, era fundada la Guardia Nacional (llamada “Constabularia” en aquellos momentos) por mandato del gobierno criminal norteamericano, encabezado por Calvin Coolidge, quien de ese modo se estaba asegurando la permanencia de la intervención militar en Nicaragua. Esa Guardia Nacional tenía como jefes, entrenadores, educadores e ideólogos a los jefes militares agresores ya mencionados.
Después, el 2 de enero de 1933, los yanquis invasores y agresores militares, en complicidad plena con “Chema” Moncada Tapia, Adolfo Díaz Resinos y Emiliano Chamorro Vargas, nombraron “jefe director” de esa guardia de ocupación permanente al servicio de Estados Unidos, a Anastasio Somoza García, ya conocido por ladrón, falsificador de dinero y por tener, sobre todo, disposición plena de poner en práctica los planes de dominación económica y militar de Estados Unidos en Nicaragua y América Latina.

Inmediatamente, Somoza García y sus jefes criminales del gobierno de Estados Unidos, pusieron en planes y acciones el asesinato del General Sandino y de todos los miembros del Ejército Defensor de la Soberanía Nacional, magnicidio ejecutado a partir del 21 de febrero de 1934, en Managua, en Nueva Segovia, en Jinotega, en Chontales, etc..

Luego vendrían la organización de los otros instrumentos de represión masiva, genocidio, de espionaje permanente, de persecusión permanente, la organización de los “escuadrones de la muerte”, los 12 mil orejas de la Oficina de Seguridad (OSN), los “jueces de mesta” o “de cañadas”, los AMROCS o guardias retirados criminales, las “turbas agresoras de la Nicolasa Sevilla”, los asesinatos colectivos y selectivos en todo el país, las “operaciones limpieza”, las “montañas arrasadas” en el centro y norte de Nicaragua, hasta completar más de 50 mil asesinados en 45 años de dictadura terrorista, al servicio completo de Estados Unidos, cuyo gobierno criminal hasta el momento, afirman especialistas en este tema, ha consumado más de 250 invasiones y agresiones militares, las que han dado como consecuencia más de 23 millones de personas asesinadas en distintas partes del Planeta Tierra, sin incluir la actual matanza de seres humanos en Irak, Afganistán y Pakistán. Ha sido más de un siglo de terror en América Latina y el Mundo entero, implantado por el gobierno de Estados Unidos.

Dichosamente, aparecieron Carlos Fonseca Amador y otros revolucionarios sandinistas, organizando el Frente Sandinista de Liberación desde 1961, con el propósito de derrumbar ese aparato genocida somocista, que estaba al servicio completo de los yanquis y de los oligarcas locales, los mismos que despotricaron contra el gobierno sandinista de la década del 80. Aquellos de la década del 80 son los mismos manipuladores coléricos, casi esquizofrénicos de hoy, oligarcas unos, sus servidores otros, todos al servicio de propósitos mortales y de saqueo del gobierno de Estados Unidos.
Ese Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), encabezando la lucha armada y popular de una gran parte de la población urbana y rural, fue el que derrocó, demolió a esa tiranía genocida del somocismo, fundada, financiada y sostenida desde 1934 hasta 1979 por los yanquis, también genocidas, y gracias a esa demolición de la dictadura somocista, hoy existen libertades plenas de expresión, de prensa, de movilización, de publicar lo que les da la reglada gana a los oligarcas en sus medios informativos privados, de formar partidos políticos (aunque sean efímeros o muy pequeños), de participar en elecciones nacionales y municipales, y los manipuladores fabrican tantas mentiras perversas y manipulaciones diversionistas al mismo tiempo.
Todas estas libertades existen gracias a que 50,000 Mártires entregaron sus vidas luchando, peleando de manera desventajosa en contra de la tiranía sangrienta del somocismo genocida, y de que, inclusive, otros 40,000 Héroes y Mártires asimismo ofrendaron sus vidas valiosas en defensa de la Patria agredida en la década del 80 por el gobierno agresor yanqui y los mismos somocistas que formaban parte de la tiranía o “Estirpe Sangrienta”: los Somoza”.

Uno de los más “sesudos” de estos manipuladores, que al hablar ellos uno les ve los colores de la bandera gringa en sus labios vilipendiadores, hasta dijo que este gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, encabezado por Daniel Ortega Saavedra, se parece mucho al fascismo alemán e italiano, que atizado o en complicidad con los países imperialistas europeos desató la matanza de la Segunda Guerra Mundial, en la cual murieron 51 millones de seres humanos, 22 millones de los cuales eran soviéticos o rusos defensores de la Humanidad contra el fascismo diabólico alemán.
.
Me voy a referir, primero, al cómo definen algunos especialistas al fascismo, nazismo o hitlerianismo alemán. Una de esas definiciones sostiene: “Dictadura terrorista abierta de los elementos más reaccionarios y chovinistas del capital financiero. La instauración del fascismo expresa la incapacidad de la burguesía dominante de mantener su poder valiéndose de medios “democráticos” comunes. El fascismo encabeza las fuerzas del anticomunismo y dirige su principal golpe contra los partidos comunistas y obreros y otras organizaciones progresistas”.

Otra definición: “Corriente política surgida en el período de la crisis general capitalismo, expresión de los intereses de las fuerzas más reaccionarias y agresivas de la burguesía imperialista. El fascismo utiliza activamente en beneficio propio las vacilaciones de las distintas capas de la pequeña burguesía y los elementos desclazados hacia la reacción”.

Una tercera definición: “El fascismo es una dictadura terrorista, sangrienta, de las fuerzas más reaccionarias y agresoras de las clases explotadoras, originada por la crisis general del capitalismo. El fascismo se diferencia de otras formas de dictadura reaccionaria por poseer amplios vínculos con determinada parte bastante numerosa de la población, no pertenecientes a la clases gobernantes, por la capacidad de movilizarla y activarla políticamente en provecho del régimen explotador”.

¿Dónde están, entonces, las manipulaciones burdas de esta manada de forajidos atrincherados en sus medios informativos privados y clasistas: periódicos cotidianos, televisoras, radioemisoras, radionoticieros, boletines, revistas y libros, todos puestos al servicio el gobierno yanqui, por medio de unas cuantas ONG vendidas, por medio de periodistas, intelectuales, unos confundidos y otros haciendo una labor conciente de manipulación y de armar confusión ideológica, política, económica, y en resumen, una labor para meter miedo entre los pobladores sencillos?.

Sabemos bien: La dictadura somocista genocida mató a más de 50,000 nicaragüenses, el propio Anastasio Somoza García (y sus hijos, familiares, amigos, aliados políticos y matones después), robaron enormes cantidades de tierras hasta el extremo de que Somoza García mandaba a sus guardias con un mecate y se metían a las tierras ajenas y decían: “andamos midiendo porque estas tierras son del general…”, le robaron sin parar al erario público, y sólo en el valijín Anastasio Somoza Debayle se llevó más de mil millones de dólares cuando salió huyendo en estampida al ver que la Revolución Popular Sandinista lo derrumbaba, le cegaba los ojos y todo su poder con auroras y amaneceres imparables aquel 17 de julio de 1979.

Los tres Somoza mandaban a matar sin contemplaciones, sin asco, de manera implacable, mediante acciones terroristas, por medio de la Guardia Nacional, por medio de matones integrantes de los “escuadrones de la muerte” (mano blanca”, les decían de manera aparentemente ingenua), mandaban a matar también mediante los 12 mil “orejas” y “jueces de mesta” y AMROCS (militares retirados) que tenían regados por todo el país. Mataban guerrilleros, a periodistas, a políticos opositores, especialmente a “sandino-comunistas-terroristas”(así nos decían), a gente común y corriente del campo y la ciudad, sólo bastaba que fueran sospechosos de andar de opositores al régimen genocida somocista. Imponían Estado de Sitio, Ley Marcial y censuras oficiales, por decreto ejecutivo. Eso sí era tiranía, dictadura terrorista, parecida al nazifascismo alemán racista y genocida.

Lo del fascismo es mil veces peor porque el régimen fascista alemán, servidor al final de cuentas del imperialismo sanguinario y mortal, enemigo jurado de la Humanidad entera, tenía como planes apoderarse de toda Europa porque “Alemania necesita espacio vital” (decía Hitler genocida, maniático racista que se creía “predestinado” a gobernar una Tierra de borregos suyos), tenía en sus planes eliminar a la Unión Soviética, a todos los revolucionarios soviéticos y del mundo, era un régimen profundamente racista, bestial, y ocasionó, nada menos, 51 millones de muertos en Europa, Asia y África, todo por la avaricia de apoderarse de los recursos económicos y financieros de otros países que no eran el suyo.

Es de sobra conocido en Nicaragua, América Latina y el Mundo que los sandinistas, seguidores de Sandino, Carlos Fonseca Amador y del Frente Sandinista de Liberación Nacional, hemos sido desde siempre enemigos políticos e ideológicos a muerte del somocismo genocida y de sus pares, por ejemplo: fascismo alemán, sionismo israelita, enemigos irreconciliables de toda aquella plaga de dictaduras que azotaron en América Latina desde 1920, hasta la desaparición de la dictadura terrorista pinochetista en Chile, todas impuestas por el gobierno genocida y ladrón de Estados Unidos, entre otras, en Venezuela, Brasil, Argentina, en Chile, Paraguay, Colombia, El Salvador, Honduras, Guatemala, por supuesto la dictadura somocista o “Estirpe Sangrienta” en Nicaragua; en Haití, en Cuba, en República Dominicana…

Ha llegado a tal grado la manipulación perversa, malvada, que, por ejemplo, el gobierno informa que 17 de las 4,200 Organizaciones No Gubernamentales están siendo investigadas por anomalías legales, por triangulación y lavado de dinero, les han pedido que aclaren esa situación en que se han involucrado, pero como respuestas desataron la insolencia, la pelea, actitudes desafiantes, la arrogancia propia y las vulgaridades que le han aprendido a sus jefes oligarcas y al gobierno de Estados Unidos, pues comenzaron a decir que las OGN (en general) están siendo perseguidas, dan la idea manipulada de que todas son perseguidas por una dictadura. Son 17 las investigadas, al resto se le pide que pongan al día sus papeles. Entonces, uno se pregunta ¿y qué clase de gente son estos como los de CINCO y MAM?.
Critican a la supuesta dictadura, pero actúan como los peores tiranos que ha conocido la Humanidad. Les recuerdo también que cuando los yanquis genocidas vinieron a agredir con invasión militar al país, en 1912 y 1926, ellos, los gringos, llamados por vendepatrias y traidores, desembarcaron sus militares con ametralladoras, cañones de todo calibre, se metieron en Nicaragua y adonde llegaban declaraban “zonas neutrales” para que allí no se metieran los patriotas, mientras ellos, los yanquis y los vendepatrias, iban abriéndose campo a cañonazos y balazos de ametralladoras contra Benjamín Zeledón Rodríguez y los patriotas de 1912, por ejemplo.

Más o menos así operan estos “operadores” imperiales. Quieren “zonas neutrales” para operar ellos solitos, sin controles, sin leyes, sin que se sepa para dónde va el dinero que reciben del exterior, mientras agraden al gobierno legalmente constituido por medio de elecciones nacionales, efectuadas en noviembre del 2006, y de paso te dicen “no me toqués, porque te vas a meter a problemas con mis jefes y conmigo”.

Pareciera que estos manipuladores de los medios de comunicación, propiedad privada de la oligarquía financiera, servidores de Estados Unidos, están furiosos, desconcertados, tiemblan de ira, porque los pueblos latinoamericanos, finalmente, están encontrando sus caminos patrióticos, que son aquellos caminos que labraron con su sangre generosa nuestros abuelos indígenas, que labraron con sus vidas valiosas hombres como Caupolicán, Lautaro, Túpac Amaru, Diriangén, Simón Bolívar, San Martín, José Martí, el General Sandino, Agustín Farabundo Martí de El Salvador, Pancho Villa y Emiliano Zapata en México. Estos son los mismos caminos patrióticos, de salvación humana, que son limpiados por movimientos políticos nacionales patrióticos y por hombres y mujeres como Fidel Castro Ruz, Hugo Chávez Frías, Daniel Ortega Saavedra, Evo Morales Aymara, Rafael Correa, “Lula” Da Silva, Cristina Fernández, Michel Bachellet, Manuel Zelaya López de Honduras, Lugo de Paraguay, todo esto choca de frente con los intereses de estos manipuladores y sus jefes, ubicados en Washington, Estados Unidos y en algunos lugares de Europa, donde todavía acarician el colonialismo como una fuente inagotable de hacerse de recursos naturales o materias primas para seguirse enriqueciendo como lo hicieron los colonizadores españoles, ingleses, holandeses y portugueses durante más de 300 años en América..

Como ya hemos encontrado nuestros caminos, los caminos comenzados por nuestros hermanos mayores, mencionados arriba, como estamos encontrando Alternativas Bolivarianas para que no nos sigan dominando, para que no nos sigan robando, que no sigan vendiendo nuestros países a potencias extranjeras, tanto estos manipuladores como sus amos se muestran furiosos, coléricos, y hasta dicen manipuladamente “esto es peor que el somocismo”, “el gobierno tiene un comportamiento fascista…!cuidado, Daniel!”, dicen los más “sesudos”, todo, me imagino, porque, además, el gobierno en medio de horribles dificultades financieras y administrativas heredadas por 16 años de gobiernos desastrosos como el Huracán “Mitch”, está ahora, este gobierno, al servicio de los más necesitados, de los más pobres.
Estos oligarcas locales ya se robaron en 16 años pasados, otros 17, 000 millones de córdobas para engordar aún más sus cuentas en los bancos nacionales e internacionales. ¿Lo seguiremos permitiendo?

Octubre del 2008.

*Pablo E. Barreto Pérez: periodista, editor, investigador histórico, fitógrafo, Cronista de la Capital, Orden Independencia Cultural Rubén Darío, Hijo Dilecto de Managua, Orden Servidor de la Comunidad del Movimiento Comunal Nicaragüense, Orden José Benito Escobar Pérez de la Central Sandinista de Trabajadores (CST nacional) y Orden Juan Ramón Avilés de la Alcaldía de Managua.
Residente en la Colonia del Periodista No. 97, frente al portón del parque, en Managua. Teléfonos: 8466187 y 2703077.

Anuncios

Acerca de Pablo Emilio Barreto Pérez

Pablo Emilio Barreto Pérez es: *Orden Independencia Cultural Rubén Darío, *Orden Servidor de la Comunidad e Hijo Dilecto de Managua.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Manipuladores perversos

  1. Mario Pérez Cuadra dijo:

    Es importante publicar los hechos historicos, en donde las estructuras represivas, oprimieron al pueblo de Nicaragua durante la Feroz Dictadura Somocista, a lo cual muchos políticos criollos del PLC y Com. desean revivir, a través del cortejo o como le llaman ellos “cañonazos” a funcionarios de distintas instituciones de Gobierno.

    • !Mil veces gracias, Mario Pérez Cuadra, por leer algunos de los artículos de mi página Web¡
      Hay 150 artículos colocados en esta página Web: de orden histórico, social, político, ambiental, sobre el imperialismo yanqui infame, en torno al racismo actual en Arizona, sobre el Apartheid sudafricano e israelita, etc.
      Te invito a leer poco a poco esos artículos. Es posible te sirvan de mucho en medio de esta batalla de ideas que libramos actualmente contra los antiguos y actuales opresores colonialistas y neocolonialistas, como Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Italia, Japón, Alemania, Canadá, Unión Europea, todos ellos unidos en contra de los países pobres, tercer mundistas, a quienes siempre nos han visto con profundo desprecio y a la vez como fuente esencial para robarnos nuestros recursos naturales: petróleo, oro, tierra, metales de todo tipo, madera, peces, aguas, recursos humanos científicos, y de paso seguirnos matando a nuestras gentes como hiciero0n de forma masiva con nuestros abuelos indígenas o aborígenes. Quieren que sigamos siendo los eternos productores y a la vez eternos perdedores, en favor de estos blancos, racistas, xenófobos, guerreristas y fundamentalistas malvados.
      Debemos seguir luchando sin descanso, para ser realmente independientes, soberanos, dueños de nuestros destinos locales, para que la Humanidad en paz y junta, pueda desarrollar a todos los seres humanos de forma plena
      Pablo E. Barreto Pérez

Los comentarios están cerrados.