¡Gritería¡: ¿Quién causa tanta alegría? ¡La Concepción de María!

I
¡Gritería¡: ¿Quién causa tanta alegría?

¡La Concepción de María¡, es la respuesta

*El 7 de diciembre, especialmente de noche, centenares de miles de nicaragüenses, salen a visitar los altares a la Virgen María, piden “gorras”, después de correspondiente canto o grito.

*Este escrito acompaña (abajo, al final) a otros artículos históricos sobre la aparición de esta tradición Mariana cultural y popular, en Leòn.

Pablo E. Barreto Pérez
En un escrito histórico aparte, explicamos que la celebración de la llamada Gritería, Purísima, Vírgen María, la Concepción de María, todos los siete de diciembre en la mañana, tarde y especialmente de noche, se efectúa en Nicaragua desde hace más de 50 años.
El Ocho de diciembre es feriado nacional en honor a esta celebración, convertida ya en una tradición popular, en una tradición familiar, en una tradición comunitaria, en una tradición empresarial privada y en una tradición estatal, a pesar de que el Estado de Nicaragua no tiene religión oficial, según la Constitución Política.
Inclusive, entre miles de familias nicaragüenses es una especie de orgullo familiar seguir la tradición iniciada por la madre, el padre, la tía, la abuela, etc., lo cual se traslada a ciertas comunidades urbanas y rurales, una parte de cuyos miembros (especialmente mujeres adultas, jóvenes y ancianas) se organizan desde mediados de noviembre, juntan dinero, piden cooperación al vecindario, prestan vehículos automotores o carretas, para ir a comprar las gorras o regalos que darán en la Gritería o Cantos a la Vírgen María, ya sea en el llamado “novenario” (nueve días antes) o el propio siete de diciembre en la tarde o en la noche.
Algunas familias, ciudadanas (nos) individuales y comunidades nicaragüenses ahorran un poquito de dinero todo el año, para celebrar cumplidamente la novena o cantos durante nueves días a la Vírgen María, o sencillamente para hacer una sola actividad grande, la cual comienzan a las seis de la tarde y concluyen a eso de las once de la noche, según la cantidad de “gorras” que hayan comprado para repartirlas.
¿En qué consisten las “gorras” o regalos? Depende, en cierto modo, de la capacidad de compra, de los gustos en las familias, comunidades, empresas privadas y en el Estado.
Debo explicar también que en estas celebraciones a la Vírgen María, o Concepción de María, uno de los íconos religiosos fundamentales de la Iglesia Católica, hay familias pobrecitas, comunidades muy pobres, empresas particulares también de escasos recursos financieros, y en cambio, asimismo se ve la opulencia de familias con mucho dinero, las cuales “echan la casa por la ventana”, y regalan “gorras” de gran calidad, caras.
Antes de describir unas cuantas “gorras”, debo decir también que haya celebraciones o cantos a la Vírgen María, o Concepción de María, que son con invitaciones especiales. Es decir, si no sos invitado, no podés entrar ni recibir las “gorras” correspondientes.
Las “Gorras” o regalos pueden ser: caña en pedazos, bananos, gofios, galletas, cajetas, dulcitos envueltos, panas plásticas grandes y pequeñas, juguetes de todo tipo (nacionales y extranjeros), refrescos como chicha, jugos enlatados, pitos elaborados a partir de “carrizos” silvestres, y en los casos de las Griterías por invitación, regalan hasta canastas pequeñas con granos básicos como arroz, frijoles, cereales, utensilios de cocina, etc.
La elaboración de los altares para cada una de las griterías (¿serán unas 300,000 en todo el país?, es otro asunto de particular interés familiar y comunal, pues en ello se pone mucho arte, ingenio y audacia especial, pues los materiales deben conseguirlos regalados, comprados en los Mercados y Tiendas, o sencillamente robarlos en predios montosos, parques, en los bulevares, en los caminos y en los bosquecitos, donde estos todavía quedan.
Generalmente a esos altares se los adornas con papelillos brillantes, con hojas de palmeras corrientes, de coyoles y de cocos; flores diversas de jardines, incluyendo las de madroño (árbol nacional), flores de sacuanjoche (flor nacional), y también es les ponen frutas como cocos, bananos, plátanos, naranjas, limones dulces.
En el centro y arriba, se coloca el altar en que se instala la imagen de la Vírgen María. Los altares se colocan en el andén de la calle, en el patio vacío, en plena calle si es comunal, dentro del parque y dentro de las casas, ya sean de pobres, de gente acomodada o de ricachones.
Además, hay mujeres jóvenes y adultas que son especialistas en los cantos a la Vírgen María, pues hay inclusive un librito con estos cantos.
Algunas familias declaran formalmente que celebran la “Gritería” o “Purísima” “porque la Vírgen María les hizo un milagro…nos salvó la vida”. Otros, indican: “Lo hacemos por tradición familiar y comunal…nada más”.
El gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, presidido por Daniel Ortega Saavedra, es uno de los más destacados en la promoción de este evento religioso y tradicional anual, al que le da características culturales populares especiales, porque se trata, mayoritariamente, de una fiesta de pobres en todo el país.

El gobierno revolucionario hacía los altares en toda la Avenida Bolívar en la década del 80. Virtualmente lo mismo está haciendo en este diciembre del 2009, con la diferencia de que ahora, inclusive, ha mandado a instalar árboles navideños gigantescos en todas las Rotondas y en la misma Plaza de la Revolución Carlos Fonseca Amador.

Volviendo de lleno al tema, invito a los turistas extranjeros a que presencien este espectáculo cultural y popular el siete de diciembre en la noche. Verán cómo se juntan dos, tres, cuatro y hasta cinco familias, caminan juntas, de altar en altar, cantándole a la Vírgen María, y pidiendo la “gorra” correspondiente.

La inmensa mayoría, niños, adultos y ancianos, andan bolsos, sacos o salveques especiales, dentro de los cuales guardan las “gorras”. Lo más curioso, interesante desde el punto de vista cultural, es verlos cargando el saco ya lleno de “gorras” cuando ya son las diez u once de la noche.

Por supuesto, las Ciudades de mayor aglomeración callejera durante la Gritería el siete de diciembre en la noche, son, entre otras: Managua, León, Chinandega, Masaya, Granada, Jinotepe, Rivas, Matagalpa, Estelí, Jinotega, Somoto, Sébaco…
Para alguna gente muy pobre en etas ciudades mencionadas, la Gritería a la Vírgen María representa una oportunidad para conseguir juguetes, comida y algo que les sirva para el hogar.

El Siete de diciembre Nicaragua entera celebra este acontecimiento cultural popular. El Ocho de diciembre es feriado, es decir, no se labora formalmente en el Estado ni en empresas privadas.

Managua, 1 Diciembre 2009

Pablo E. Barreto Pérez: periodista, editor, investigador histórico, fotógrafo, Cronista de la Capital, Orden Independencia Cultural Rubén Darío, Hijo Dilecto de Managua, Orden Servidor de la Comunidad del Movimiento Comunal Nicaragüense, Orden José Benito Escobar Pérez de la Central Sandinista de Trabajadores (CST nacional) y Orden Juan Ramón Avilés de la Alcaldía de Managua.
Residente en la Colonia del Periodista No. 97, frente al portón del parque, en Managua. Teléfonos: 88466187 y 22703077.

II
Virgen traída por Franciscanos en 1750

Gritería es fiesta nacional

*Comenzó rezándose en León

• Salió a las calles por erupciones del Volcán Cerro Negro

Cómo comenzó la Navidad por el mundo y en Nicaragua

• Pablo E. Barreto Pérez

Según fuentes de la Iglesia Católica de Nicaragua, la imagen (ícono) de la Virgen María fue traída por la Orden de Padres Franciscanos en 1750, es decir, al borde de cuando comenzaron las luchas independentistas en América del Sur y en Centroamérica.

Esta Orden religiosa católica de alguna manera estaba relacionada con los colonizadores españoles en León, que hasta 1821 fue la Capital Provincial del reino español en Nicaragua.

Algunos especialistas en esta temática religiosa, indican que en realidad la imagen de la Virgen María pudo ser traída mucho antes por otros religiosos de la colonización española, pues esta tradición de adoración a María, la “Madre de Dios, progenitora de Jesucristo”, existía ya en Europa y España mucho antes de la venida de los colonizadores españoles en 1492.

Es bien sabido, inclusive, que los colonizadores españoles traían consigo cruces de madera y de metal, que es uno de los símbolos esenciales de la Iglesia Católica (“fundada por Jesucristo”, afirman los católicos), y al mismo tiempo en sus cutachas y machetes tenían una cruz en el agarradero o cacha, y con esa misma arma blanca repartían machetazos y también balazos a los indígenas nuestros al momento en que éstos osaban defenderse frente a las embestidas de los rubios españoles o europeos.

Se piensa que estas imágenes o íconos eran conocidos mucho antes en la América sojuzgada y colonizada, pues, por ejemplo, Fray Luis de Bobadilla dejó sembrada, hace varios siglos, una cruz en una de las elevaciones geológicas del Volcán Masaya, porque él y su grupo creyeron ver “la boca del infierno” en la lava hirviente del Cráter Santiago, en el mismo Volcán Masaya.

En la Iglesia Católica de Nicaragua se manifiesta con seguridad que los padres franciscanos trajeron la imagen de María en 1750, y que la comenzaron a venerar allí donde es hoy la Iglesia San Francisco, ubicada en la llamada Calle Real, muy cerca de donde vivió nuestro poeta Rubén Darío, en León.

Primeras erupciones del Cerro Negro (volcán nicaragüense activo)

Historiadores leoneses narran que los cantos a la Virgen María se empezaron a hacer conocidos al registrarse las primeras erupciones del Cerro Negro en 1867, en 1899 y en 1914, año en que las cenizas de este famoso volcán ya diezmaban a la Ciudad de León.

En 1923, según algunos relatos, la imagen de la Virgen María, fue sacada a recorrer las calles leonesas de los Barrios El Calvario, Laborío, San Felipe y San Juan, porque nuevamente las cenizas del Volcán Cerro Negro estaban cayendo sobre la Ciudad Metropolitana.

Al ocurrir la sexta erupción del Volcán Cerro Negro en 1947, la imagen de la Virgen María inclusive fue llevada en procesión a los alrededores del coloso negro, ubicado al Este de León, en la mera orilla de la Comarca de Rota y junto al Volcán Rota.

En la orilla del Cerro Negro se le hizo un altar y una gruta para llevarla frecuentemente a ese sitio. Allí, en la orilla del Volcán Cerro Negro y del Altar mencionado, apareció una hilera de cráteres o fumarolas que forman parte de la actividad volcánica creciente de este coloso volcánico.  Esta hilera de cráteres o fumarolas comienza en la falda o ladera Sur baja del Volcán Cerro Negro, y se enrumba hacia el Sureste, con dirección al Volcán Las Pilas, pegado geológicamente al Volcán Cerro Negro.

De esta forma se fueron popularizando los cantos a la Virgen María, hasta convertirse en la Gritería del 7 de diciembre en la noche. El ocho de diciembre, el propio día de María, es feriado por ley en Nicaragua por considerarlo Día de Fiesta Nacional, lo cual no ocurre en ninguna otra parte de Centroamérica.

No se conoce con exactitud desde qué año se le comenzaron a hacer altares en León, donde se iniciaron los gritos de ¿Quién causa tanta alegría? ¡La Concepción de María¡

Según algunos sacerdotes católicos, se está claro de que los sitios en que comenzó con fuerza esta tradición religiosa fue en León, en primer lugar, en Granada (segundo lugar), Masaya y Managua.

En León, Managua, Masaya, Granada, Chinandega, Rivas, Carazo, Estelí, Nueva Segovia, Juigalpa, Boaco, en centros de trabajo del Estado, en Alcaldías, empresas privadas, en unidades policiales, en centenares de miles de hogares, se celebra la Gritería o Purísima todos los siete de diciembre, a partir de las seis de la tarde, hasta media noche.

No se conoce si en los primeros tiempos los cantos incluían la repartición de golosinas como hoy en día. Actualmente se reparten gofios, caramelos, bananos, naranjas y limones dulces, ayotes en miel, caña pelada y con cáscara, panas llenas de golosinas, pitos de carrizos, nacatamales, helados, refrescos, chicha, cajetas, yoltamales, etc.

Entre muchas familias es tradicional celebrar la Gritería o Purísima como parte de promesas, porque, afirman, la Virgen María les resolvió sobre salud, asuntos económicos, empleos, estudios, reencuentros con familiares… Inclusive, se hacen promesas familiares, las cuales consisten en celebrarla todos los años, en orarle frente al altar casero, en caminar de rodillas en señal de “promesa” y fidelidad a la Virgen.

Se conocen familias o personas que pasan todo el año recogiendo dinero para celebrar con toda pompa la Gritería, lo cual incluye, por supuesto, construir el altar a la Virgen, comprar “las gorras”, repartir refrescos y comidas.

Cada ciudad o pueblo tiene sus características para celebrarla. Los leoneses son solemnes en este sentido, pues previamente sacan a la Virgen en procesión a las calles, donde le cantan. En Managua, en cambio, se hace mucha bulla con cohetes, bombas y cachinflines tanto en el día como en la noche y al momento mismo de los cantos frente al Altar y repartidera de “gorras”.

Este pasado siete de diciembre, una vez más, se celebró ruidosamente la Gritería o Purísima. Hubo abundancia de pólvora y gorras, a pesar de la crisis económica profunda, que afecta a le inmensa mayoría de nicaragüenses.

¿Desde cuándo comenzó tradición navideña?

Autores especializados indican que La Navidad (nacimiento de Jesucristo) no figuraba entre las primeras fiestas de la Iglesia Católica.

Estos autores especializados en este tema indican que antes del Siglo V (después de nacido Jesucristo en los alrededores de Belén o Palestina) no se le daba importancia alguna al nacimiento “del Hijo de Dios Padre”, ni se había determinado la fecha en que se produjo.

¿En qué fecha nació Jesucristo? Ningún ser humano lo sabe exactamente, sostiene el Instituto Centroamericano de Cultura, de la Universidad de Costa Rica, mediante un artículo investigativo, publicado en su Almanaque “Escuela para Todos”, de 1998.

Conforme el calendario romano, se asegura que Jesucristo nació en el año 748, y que el Rey Herodes, fallecido en Egipto, murió en 750, según registro dejado por historiadores de aquel imperio  antiguo, tan criminal como el de Estados Unidos hoy.

Sin embargo, fue hasta el año 1280, ya organizada la Iglesia Católica en Roma, cuando un monje llamado Dionisio Exiguo fue encargado por el Papa para que hiciera una investigación, con el fin de establecer claramente la fecha de nacimiento de Jesucristo.

El Almanaque de “Escuela para Todos”, ya mencionado, refiere que Dionisio Exiguo hizo una gran investigación, tomando en cuenta los pocos libros y relatos poco confiables más de 1000 años después de nacido Jesucristo.

Dionisio Exiguo sostuvo en su investigación que Jesucristo nació en el año 754, según el calendario romano. Se equivocó en 6 años. Según su investigación, habían pasado 525 años desde el nacimiento de Jesucristo, y entonces el Papa (Iglesia Católica) y el Emperador romano dejaron establecido e impuesto que corría el año 525 cuando Dionisio Exiguo concluyó su investigación.

2005

Pablo E. Barreto Pérez: periodista, editor, investigador histórico, fotógrafo, Cronista de la Capital, Orden Independencia Cultural Rubén Darío, Hijo Dilecto de Managua, Orden Servidor de la Comunidad del Movimiento Comunal Nicaragüense, Orden José Benito Escobar Pérez de la Central Sandinista de Trabajadores (CST nacional) y Orden Juan Ramón Avilés de la Alcaldía de Managua.
Residente en la Colonia del Periodista, frente al portón del parque, en Managua. Teléfonos: 8466187, 8418126 y 2703077.

About these ads

Acerca de Pablo Emilio Barreto Pérez

Pablo Emilio Barreto Pérez es: *Orden Independencia Cultural Rubén Darío, *Orden Servidor de la Comunidad e Hijo Dilecto de Managua.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s